11-02-2019 / 19:11 h EFE

La circulación de los trenes entre las estaciones de Murcia y Águilas ha quedado interrumpida desde este lunes y hasta el viernes 22 de febrero de febrero para instalar nuevos sistemas de seguridad en este tramo de la línea de ancho convencional.

Renfe ha dispuesto autobuses desde las inmediaciones de las estaciones que han generado unos retrasos de alrededor del 10 % sobre el tiempo que se tarda en llegar a destino en tren, según la compañía, que dice transportar unos 3.100 pasajeros al día en 31 trenes, 16 en cada sentido.

Las obras "reducirán significativamente" los tiempos de viaje y permitirán aumentar la longitud de los trenes por encima de los 200 metros, según el Administrador de Infraestructuras Ferroviarias.

Se invertirán 7,6 millones de euros para implantar un bloqueo en vía única que permitirá mediante modernos sistemas informáticos aumentar las condiciones de seguridad y fiabilidad de las instalaciones al "reducir la concurrencia del factor humano".

Además, incrementará la capacidad y regularidad de las circulaciones y racionalizará y optimizará la circulación ferroviaria.

También se implantarán equipos nuevos de señalización y se mejorarán las prestaciones y la calidad de la infraestructura en este tramo, que une Murcia, Alcantarilla, Librilla, Alhama de Murcia, Totana, Lorca y Águilas.

 
Noticias relacionadas

    No se ha podido acceder al contenido, vuelve a intentarlo más tarde.
PUBLICIDAD
<< >> Septiembre 2022
L M X J V S D
      1 2 3 4
5 6 7 8 9 10 11
12 13 14 15 16 17 18
19 20 21 22 23 24 25
26 27 28 29 30 30  
Búsqueda por días
Introduce la fecha
PUBLICIDAD