30-05-2019 / 21:39 h EFE

Cientos de personas marcharon hoy por el centro de San Luis (Misuri, EEUU) para exigir a las autoridades estatales que renueven la licencia de la nica clnica que an practica abortos en el estado, que este sbado podra convertirse en el primero del pas sin acceso legal a esa prctica.

"Est a punto de apagarse la luz en Misuri", denunci Pamela Merritt, activista de la organizacin Reproaction, al comienzo de la manifestacin en el centro de Misuri.

Ese estado del medio oeste es uno de los seis de EEUU donde las autoridades han regulado hasta tal punto los abortos que solo queda un centro de salud que los practica en todo su territorio, lo que lleva a miles de mujeres a recorrer largas distancias para acceder a un servicio que es legal en el pas desde 1973.

Pero la licencia de la clnica de servicios de salud reproductiva de Planned Parenthood, en San Luis, caduca la noche de maana viernes, y el estado se niega a renovarla debido a su insatisfaccin con la respuesta del centro de salud a una investigacin que ha emprendido sobre presuntas "prcticas deficientes".

Para los responsables del centro y para los cientos de manifestantes que recorrieron hoy la ciudad, esa investigacin es una mera excusa de los conservadores que dirigen Misuri para asegurarse de que dejen de practicarse abortos en el territorio.

"Si se apaga la luz en Misuri, los abortos seguirn ocurriendo (de forma ilegal), y (las autoridades) se lo estn poniendo muy, muy difcil a las mujeres para que simplemente puedan vivir", alert durante la marcha Kawanna Shannon, directora de los servicios quirrgicos en la clnica de San Luis.

Shannon se encarg de "presentar los papeles" al estado durante la investigacin de la clnica, y asegur que todo "se hizo a tiempo, de forma legal y correcta", pero fue insuficiente.

La indignacin de los manifestantes no solo se deba a la probable prdida de licencia de la clnica, sino adems a que apenas el viernes pasado el gobernador de Misuri, el republicano Mike Parson, promulg una ley sobre el aborto que prohbe la interrupcin del embarazo despus de la octava semana de gestacin.

Esa legislacin, que entrar en vigor a finales de agosto si no la frenan los tribunales, no contempla excepciones ni siquiera en casos de violacin o incesto, y se enmarca en una ola de leyes similares en otros estados como Alabama o Misisipi cuyo objetivo es provocar que el Tribunal Supremo se replantee la legalizacin del aborto.

Los manifestantes en Misuri marcharon hasta un edificio donde el gobernador Parson tiene una oficina y donde quince activistas entraron y se sentaron en el suelo para exigir un encuentro con ese poltico, con la expectativa de ser arrestados por la polica local.

 
Noticias relacionadas

    No se ha podido acceder al contenido, vuelve a intentarlo ms tarde.
PUBLICIDAD
<< >> Junio 2022
L M X J V S D
    1 2 3 4 5
6 7 8 9 10 11 12
13 14 15 16 17 18 19
20 21 22 23 24 25 26
27 28 29 30      
Búsqueda por días
Introduce la fecha
PUBLICIDAD