04-06-2019 / 14:50 h EFE

El avance de la construcción, sobre todo por la obra pública, y de la industria han compensado el estancamiento turístico en Canarias en el primer trimestre de 2019, lo que ha permitido un crecimiento económico del 0,9% que rompe la tendencia a la desaceleración de los trimestres anteriores.

Este repunte en el crecimiento del PIB de momento no se traduce en empleo, ya que en los tres primeros meses de 2019 bajó la ocupación y subió el índice de desempleo hasta el 21%, según el informe de coyuntura económica de la Cámara de Comercio de Santa Cruz de Tenerife.

El estudio fue presentado por el presidente de la Cámara, Santiago Sesé, y por la directora general, Lola Pérez, acompañados por el director territorial de CaixaBank en Canarias, Juan Ramón Fuertes, quien se mostró optimista porque el crecimiento económico en países relevantes para las islas como Reino Unido y Alemania está superando las expectativas.

Lola Pérez puso de relieve la divergencia que se está produciendo en la evolución turística, y con ella en desempleo: el turismo extranjero subió en Santa Cruz de Tenerife, con más presencia de británicos, y bajó en Las Palmas, donde predominan más alemanes y nórdicos.

En conjunto, los turistas extranjeros bajaron un 1,2% en canarias aunque aumentó el gasto turístico y hay una recuperación del turismo nacional.

En los hoteles, cae el número de alojados, la estancia media y el índice de ocupación a mayor ritmo que el descenso en el número de turistas, algo que puede ser atribuido al avance del alquiler vacacional, apuntó el presidente de la Cámara de Comercio, Santiago Sesé.

La tasa de desempleo se sitúa en el 23% en Las Palmas y en el 18% en Santa Cruz de Tenerife, indicó Pérez, quien no obstante consideró preocupante que en el conjunto de la Comunidad Autónoma se consolida un desempleo estructural del 20% del que es muy difícil bajar.

Con todo, la directora general destacó que el primer trimestre de 2019 ha roto la tendencia a la desaceleración en el crecimiento de los últimos trimestres de 2018, si bien el crecimiento interanual se ha limitado al 2% (por debajo de la media española del 2,4%), cuando hace un año se crecía al 2,7%.

El crecimiento se basa en avances en industria y construcción, que han amortiguado las subidas cada vez más moderados del sector servicios, así como la ligera caída en la llegada de turistas extranjeros, que ha derivado en un aumento del desempleo en la hostelería.

La actividad comercial siguió creciendo, pero menos que en trimestres anteriores.

Caen las matriculaciones de turismos y la compraventa de viviendas y retrocede la confianza empresaial.

El mayor avance se da en la construcción, que finalmente ha tomado el relevo del turismo en el crecimiento del PIB, con un crecimiento del 116% en la licitación pública en términos interanuales hasta niveles superiores a los de 2008 y 2009.

Con estos datos, la Cámara de Comercio considera que se esta cerrando un ciclo de crecimiento que ha proporcionado más competitividad, internacionalización y reducción de deuda pública y privada a la economía canaria.

El crecimiento se desacelera y Canarias crece menos que la media nacional, de manera que despejar las incertidumbres derivadas de cuestiones como el Brexit o la conformación de los gobiernos pueden ser determinantes para mantener la buena marcha de la economía, según el análisis.

Los principales retos son aumentar la productividad y reducir el desempleo, a lo que ayudarían una reforma integral de los impuestos y una revisión de los ingresos y gastos públicos.

Santiago Sesé pidió a los partidos responsabilidad a la hora de cerrar pactos políticos para que los gobiernos y las instituciones generen estabilidad y confianza, imprescindibles para el desarrollo económico.

 
Noticias relacionadas

    No se ha podido acceder al contenido, vuelve a intentarlo más tarde.
PUBLICIDAD
<< >> Octubre 2020
L M X J V S D
      1 2 3 4
5 6 7 8 9 10 11
12 13 14 15 16 17 18
19 20 21 22 23 24 25
26 27 28 29 30    
Búsqueda por días
Introduce la fecha
PUBLICIDAD