02-08-2019 / 12:50 h EFE

El sindicato CCOO de Castilla-La Mancha ha manifestado que se ha producido un "frenazo alarmante" en el empleo de la región, ya que la reducción del paro en julio de 290 personas es "mínima y localizada en una sola provincia", la de Toledo.

El paro bajó en las provincias de Ciudad Real, con 64 parados menos (-0,14 %) y Toledo, con un descenso de 1.003 desempleados (-1,69 %); mientras que subió en Albacete, en 450 desempleados (1,42 %), en Cuenca con 56 más (0,47 %) y en Guadalajara, 271 (1,94 %), lo que para CCOO es un dato preocupante, según ha indicado en un comunicado.

Para el sindicato, el empleo está lanzando señales negativas que "nos tienen que poner en alerta", ya que no se está aprovechando el crecimiento económico para mejorar el empleo y así se avanza "con una base poco sólida que se puede derrumbar en cualquier momento, más aún en un tiempo de incertidumbre a nivel estatal y de restricciones al comercio a nivel internacional".

Además, la precariedad y las prácticas irregulares tienen mucho que ver la evolución del empleo en julio, puesto que , por un lado, sube el paro en la construcción, algo habitual en los periodos vacacionales por la práctica fraudulenta de despedir a quienes trabajan en este sector, y por otro, sube el paro en los servicios, lo que está vinculado a la finalización del curso escolar y supone la pérdida de empleo de personal docente y de servicios así como de aquellas personas que trabajan en las actividades extraescolares.

En concreto, la afiliación media a la Seguridad Social en el sector de educación ha bajado en 1.741 personas, lo que supone un descenso del 12 % que se acumula al que ya registró el sector el mes anterior.

Que el paro apenas varíe en el mes de julio es un mal dato; y más aún si se compara con los datos de julio de 2018, cuando el paro en Castilla-La Mancha bajó en más de 2.800 personas, diez veces más que este año.

Respecto a la contratación, de los 103.860 contratos registrados en julio tan solo 6.621 han sido indefinidos iniciales y en lo que va de año la contratación indefinida apenas supone el 8,64 % en el conjunto de la región y los porcentajes están por debajo del 8 % en Ciudad Real, Cuenca y Guadalajara; dato que contrasta con el de comunidades como la de Madrid, que supera el 16 %.

El total de personas paradas con experiencia laboral previa y sin ningún tipo de prestación o subsidio en el mes de junio se sitúa en 79.589, dato remarcado por CCOO, ya que "en demasiadas ocasiones las patronales agrarias señalan que no encuentran personas para trabajar en las campañas agrícolas y piden contingentes de personas extranjeras".

El problema, para el sindicato, no es la ausencia de personas en desempleo o de personas que quieran trabajar, sino que las dificultades están relacionadas con "las malas condiciones laborales, empezando por el salario que, de media, según los datos de la Agencia Tributaria, es de 7.061 euros al año".

Y no se trata, ha agregado CCOO, de que el sector sea pobre, se trata de que existe una marcada ausencia de un reparto justo de la riqueza, y esto se observa de forma clara en los datos de la Contabilidad Regional de Castilla-La Mancha que muestra que la remuneración total de los asalariados supone el 42 % del PIB regional, pero en el caso de la agricultura los salarios apenas suponen el 11 % de la riqueza generada por el sector.

 
Noticias relacionadas

    No se ha podido acceder al contenido, vuelve a intentarlo más tarde.
PUBLICIDAD
<< >> Diciembre 2021
L M X J V S D
    1 2 3 4 5
6 7 8 9 10 11 12
13 14 15 16 17 18 19
20 21 22 23 24 25 26
27 28 29 30 31    
Búsqueda por días
Introduce la fecha
PUBLICIDAD