27-08-2019 / 13:10 h EFE

El ministro iraní de Asuntos Exteriores, Mohamad Yavad Zarif, subrayó hoy el "especial interés" de este país por mantener la estabilidad en el golfo Pérsico, en una reunión con su homólogo nipón durante una visita a Japón.

"Tanto Japón como Irán tenemos un interés especial por mantener el mercado de energía estable. Por tanto, es importante mantener la seguridad en el golfo Pérsico", dijo Zarif durante una reunión con el titular nipón de Exteriores, Taro Kono, según declaraciones recogidas por la agencia local Jiji.

El canciller iraní se reunió con el ministro japonés en Yokohama (sur de Tokio) durante la primera jornada de una visita de dos días a Japón que hasta este mismo martes no había sido anunciada por el Ejecutivo nipón, y que se suma a la intensa actividad diplomática de los últimos días por parte de Teherán.

Kono, por su parte, destacó en el encuentro la preocupación que genera en Japón "el alza de la tensión en Oriente Medio" y recalcó la voluntad nipona de "contribuir a aliviar esta situación con esfuerzos diplomáticos".

El ministro nipón también pidió a Teherán que respete los límites establecidos a su programa nuclear dentro del acuerdo internacional firmado en 2015 y del que Estados Unidos se salió en 2018, y expresó su deseo de que Irán "regrese al marco del acuerdo" lo antes posible.

"Por supuesto, incluso si es para fines pacíficos, hay un límite a la cantidad y al nivel de enriquecimiento (de uranio) que se puede permitir Irán", dijo Kono a los medios antes de la reunión.

La agenda de Zarif también incluye una reunión este miércoles con el primer ministro nipón, Shinzo Abe, en Yokohama, según anunció el Ejecutivo de Tokio.

Abe ha tratado antes sin éxito de mediar en la crisis entre Estados Unidos y Teherán, y por ahora no ha respondido a la solicitud de Washington de participar en su coalición para proteger petroleros que pasen por el estrecho de Ormuz frente a ataques iranís, con vistas a no dañar las tradicionales buenas relaciones niponas con Teherán.

Zarif se encuentra en Japón tras desplazarse a Pekín el pasado lunes y viajar el domingo a Biarritz (Francia) para reunirse con el presidente francés, Emmanuel Macron, y diplomáticos europeos, en los márgenes de la cumbre del G7 y con el objetivo de buscar fórmulas para salvar el acuerdo nuclear.

La cita del G7 sirvió para dejar clara la postura común de que cualquier negociación debe ir encaminada a evitar que Irán se haga con el arma nuclear y a garantizar la estabilidad en la región, y para abrir la puerta a un acercamiento entre Washington y Teherán.

Macron, quien invitó por sorpresa a Zarif a Biarritz, afirmó este lunes que en las próximas semanas se podría cerrar un encuentro histórico entre el presidente estadounidense, Donald Trump, y su homólogo iraní, Hasán Rohani.

No obstante, el propio Rohaní rebajó este martes las expectativas al asegurar que, para que la situación cambie y se produzcan "desarrollos positivos", Estados Unidos debe "eliminar todas las sanciones" impuestas a Irán, en un discurso televisado.

Las tensiones entre Irán y EEUU han escalado desde que Washington abandonase el acuerdo y de que Teherán retomase las actividades de enriquecimiento de uranio por encima del límite permitido, a lo que se suman la serie de ataques a petroleros en el golfo Pérsico y el derribo de drones.

 
Noticias relacionadas

    No se ha podido acceder al contenido, vuelve a intentarlo más tarde.
PUBLICIDAD
<< >> Octubre 2022
L M X J V S D
          1 2
3 4 5 6 7 8 9
10 11 12 13 14 15 16
17 18 19 20 21 22 23
24 25 26 27 28 29 30
Búsqueda por días
Introduce la fecha
PUBLICIDAD