17-09-2019 / 17:30 h EFE

El barco Ocean Viking de las ONG SOS Méditerranée y Médicos Sin Fronteras (MSF) rescató hoy a 109 migrantes, entre ellos muchos niños pequeños, que navegaban en dos barcazas en el Mediterráneo hacia Europa desde Libia.

MSF informó en las redes sociales de un primer rescate de 48 personas en una barcaza de madera y, poco después, socorrió a otras 61 que iban en un bote de goma y a las que la organización tuvo que dar asistencia médica por inhalación de combustible.

El barco humanitario regresó al Mediterráneo central pocas horas después de que el 14 de septiembre la Guardia Costera italiana se hiciese cargo de los 82 migrantes rescatados una semana antes, a raíz de que varios países europeos acordaran su reubicación.

De esta manera, se repite el caso sobre los permisos de desembarco de migrantes salvados por ONG.

Por otro lado, hoy comenzó un pulso entre Italia y Malta por la responsabilidad del rescate anoche de un pequeño bote que transportaba a unas 90 personas por parte de la Guardia Costera italiana.

Según un comunicado de los guardacostas italianos, el centro de Coordinación de Rescate de Malta declaró formalmente la asunción de la coordinación de la búsqueda y salvamento y solicitó a las autoridades italianas la disponibilidad y el uso de activos navales para apoyar a su patrulla.

La Guardia Costera italiana llegó al área antes y, al comprobar las precarias condiciones del barco, rescató a los migrantes, pero cuando solicitó poder trasladarlos a las lanchas maltesas le fue denegado el permiso.

La nave de la Guardia Costera italiana con los rescatados a bordo se dirige ahora a aguas territoriales maltesas.

 
Noticias relacionadas

    No se ha podido acceder al contenido, vuelve a intentarlo más tarde.
PUBLICIDAD
<< >> Septiembre 2020
L M X J V S D
  1 2 3 4 5 6
7 8 9 10 11 12 13
14 15 16 17 18 19 20
21 22 23 24 25 26 27
28 29 30 30      
Búsqueda por días
Introduce la fecha
PUBLICIDAD