16-10-2019 / 14:51 h EFE

El consejero de Transición Ecológica, José Antonio Valbuena, dijo hoy en el Parlamento de Canarias que el expediente por el cero energético que el pasado 29 de septiembre afectó a todos los abonados al sistema eléctrico de Tenerife no es sencillo y además no está garantizado que se cobre la sanción.

José Antonio Valbuena, que compareció en el pleno del Parlamento de Canarias a petición propia y a instancia de los grupos Mixto, Agrupación Socialista Gomera, Popular y Socialista, señaló que el expediente por el apagón, que afectó a en torno a un millón de personas, tiene dieciocho pasos y puede tardar en resolverse dos o tres años en resolverse.

El consejero de Transición Ecológica, Lucha contra el Cambio Climático y Planificación Territorial recordó, antes de la suspensió del pleno por la indisposición del consejero de Obras Públicas, Sebastián Franquis, que tras al apagón el gobierno canario ha pedido información a Endesa y Red Eléctrica de España, y añadió que se está en la fase de incoar el expediente informativo, que a continuación será sancionador.

José Antonio Valbuena indicó que la sanción podrían ascender a seis millones de euros, pero recordó que en algunas ocasiones anteriores el gobierno regional perdió el litigio por apagones y fue sancionado por sentencia judicial, y añadió que hay dos sentencias pendientes y si se pierden y hay que pagar puede ser un lastre.

Tras hacer esos comentarios el consejero expresó su disconformidad porque un apagón en el suministro eléctrico pueda resultar una oportunidad para "quien falla".

Durante su comparecencia el consejero señaló que el sistema eléctrico de Tenerife está básicamente en manos de Endesa y Red Eléctrica de España y la demanda punta se sitúa en torno a los 550 megavatios, de los que en torno al 30 por ciento corresponde a los ciudadanos.

Recordó que es un sistema que tiene debilidades porque está aislado, tiene un alto consumo energético y elevado coste, y añadió que la generación tiene tres patas, la principal de las cuales es la térmica, que se centra en las centrales de Granadilla y Las Caletillas, que están conectadas, y además hay subestaciones en Arona y Guía de Isora.

El fallo se produjo a las 13.11 horas del domingo 29 de septiembre de este año en la subestación de Granadilla, que se construyó en 1993, y en la que la probabilidad del fallo se sitúa en torno al 0,03 por ciento, algo que al consejero le "chirría".

La demanda en el momento del fallo era de 439,59 megavatios y el cero afectó a todos los abonados, para recuperarse por completo a las 22.25 horas.

Tras el consejero intervinieron diputados de los grupo Mixto, Agrupación Socialista Gomera, Popular y Socialista, que de forma mayoritaria abogaron por favorecer el uso de energías renovables, así como por recordar que este apagón se diferencia de los anteriores en que sin produjo sin que hubiera fenómenos meteorológicos adversos.

Cuando el consejero iba a intervenir por segunda vez el pleno parlamentario se suspendió por la indisposición del consejero de Obras Públicas, Sebastián Franquis.

 
Noticias relacionadas

    No se ha podido acceder al contenido, vuelve a intentarlo más tarde.
PUBLICIDAD
<< >> Diciembre 2020
L M X J V S D
  1 2 3 4 5 6
7 8 9 10 11 12 13
14 15 16 17 18 19 20
21 22 23 24 25 26 27
28 29 30 31      
Búsqueda por días
Introduce la fecha
PUBLICIDAD