23-10-2019 / 22:29 h EFE

El Partido Liberal Constitucionalista (PLC), liderado por el expresidente de Nicaragua, Arnoldo Alemán (1997-2002), anunció este miércoles que está dispuesto a sumarse a una coalición opositora que derrote en unas elecciones a Daniel Ortega, quien pasa su peor momento en casi trece años de gobierno.

El PLC hizo pública su disposición después de que la opositora Alianza Cívica por la Justicia y la Democracia instó a los nicaragüenses a formar una gran coalición para sacar del poder a Ortega, al que considera un dictador.

"El PLC manifiesta su disposición de trabajar en conjunto con todos los actores del país para lograr los consensos necesarios que nos permitan hacer las transformaciones profundas que nuestro país requiere", informó el partido de Alemán, en un "mensaje a la nación".

Nicaragua atraviesa una crisis sociopolítica que ha dejado cientos de presos, muertos y desaparecidos, miles de heridos y decenas de miles en el exilio desde abril de 2018, tras participar en protestas contra Ortega.

Organismos humanitarios locales e internacionales responsabilizan al Gobierno de la violencia que dio origen a la peor crisis de Nicaragua desde la década de 1980 a 1990, también con Ortega como presidente.

Actualmente el PLC es la segunda fuerza de oposición en la Asamblea Nacional de Nicaragua, con 14 diputados de 92 posibles, de los cuales 74 son del oficialista Frente Sandinista de Liberación Nacional (FSLN).

A pesar de su fuerza, el PLC es visto con recelo, ya que un pacto firmado hace veinte años entre Alemán y Ortega allanó el camino para que el sandinista regresara al poder en 2007 y desde entonces se ha mantenido como presidente de Nicaragua.

Diversos grupos opositores califican al PLC de "partido zancudo", es decir, que colabora con el presidente a cambio de beneficios políticos.

No obstante, el PLC resaltó: "Estamos listos para participar en este esfuerzo de unidad, donde daremos nuestros aportes como institución, basados en la experiencia adquirida en el tiempo".

La propuesta de unidad lanzada por la Alianza Cívica el lunes pasado, consiste en que los "movimientos sociales y partidos políticos, organizaciones y colectivos, entre otros" afiancen "una unión sólida, cohesionada y duradera", frente a Ortega.

Según los miembros de la Alianza, la de Nicaragua "no es una lucha ideológica. No es una lucha entre izquierdas y derechas. Es una lucha entre una democracia y una dictadura".

Las próximas elecciones generales de Nicaragua están programadas para 2021, pero una aparente mayoría de nicaragüenses exige comicios anticipados, debido al descontento general con Ortega, quien llama "golpe de Estado" a las protestas contra su Gobierno.

 
Noticias relacionadas

    No se ha podido acceder al contenido, vuelve a intentarlo más tarde.
PUBLICIDAD
<< >> Agosto 2020
L M X J V S D
          1 2
3 4 5 6 7 8 9
10 11 12 13 14 15 16
17 18 19 20 21 22 23
24 25 26 27 28 29 30
Búsqueda por días
Introduce la fecha
PUBLICIDAD