11-11-2019 / 14:10 h EFE

Un equipo multidisciplinar de científicos, en el que participa la Universidad Politécnica de Madrid, ha desarrollado una nueva metodología para el prediagnóstico rápido de una de las patologías más frecuentes en niños de edad escolar, el trastorno por déficit de atención e hiperactividad (TDAH).

Un equipo integrado por físicos, matemáticos y psicólogos de la UPM, de la Politécnica de Valencia (UPV) y de la Universidad de Valencia (UV), ha elaborado una metodología simple, rápida y automatizada para identificar a niños con trastornos cognitivos y de atención en general.

El prediagnóstico rápido consiste "en el procesamiento, de manera automática e instantánea, de los tiempos de respuesta de un niño cuando realiza un experimento desarrollado con estímulos visuales en un ordenador", explica la universidad madrileña.

La prueba resulta "muy sencilla de implementar en los centros escolares o sanitarios y de responder por parte de los niños", y aporta datos al psicólogo sobre el tiempo que necesitó cada niño para responder a cada estímulo y la tasa de aciertos y errores.

Para ello, se han basado en datos de prevalencia mundiales y en evidencias de correlación entre el tiempo de respuesta a estímulos visuales en tareas computarizadas y los trastornos cognitivos.

Aunque el diagnóstico final corresponde a un psicólogo clínico o un psiquiatra, la selección proporcionada por esta metodología les permitirá centrarse en un número menor de niños, ahorrando tiempo y otros recursos.

Según la Asociación Americana de Psiquiatría, entre 5 y 7 niños de cada 100 en edad escolar pueden ser diagnosticados de TDAH, por lo que es "una de las patologías con más prevalencia en la infancia a nivel mundial".

Su diagnóstico suele ser largo, ya que requiere información sobre el desempeño del niño en la escuela y en casa, con entrevistas a familiares y maestros, y un seguimiento de varios meses.

Dado que el TDAH se vincula a problemas de conducta, adaptación y aprovechamiento escolar o falta de habilidades sociales, "contar con un diagnóstico más rápido se convierte en un elemento sumamente valioso", añade la Politécnica.

Para ello, los científicos analizaron la respuesta de los niños a estímulos de presentación breve, mediante funciones de distribución de probabilidad de los tiempos de respuesta recogidos durante los experimentos.

La nueva metodología se basa en procedimientos que "no son estándares dentro de Psicología, derivados de una constante inspiración en conceptos de la Física y la Matemática".

Un elemento esencial fue "el ajuste de las funciones de probabilidad experimentales a curvas exGaussianas", tras aplicar los estímulos visuales a niños de 8 a 12 años.

Sobre esta base, el psicólogo puede tener una idea precisa de los posibles candidatos a ser diagnosticados con TDAH dentro de una población de niños de edad escolar.

"Solo debemos imaginar lo que costaría, en lo que se refiere a recursos humanos, realizar una evaluación masiva de niños para detectar TDAH”, concluyen los autores del estudio.

 
Noticias relacionadas

    No se ha podido acceder al contenido, vuelve a intentarlo más tarde.
PUBLICIDAD
<< >> Agosto 2022
L M X J V S D
1 2 3 4 5 6 7
8 9 10 11 12 13 14
15 16 17 18 19 20 21
22 23 24 25 26 27 28
29 30          
Búsqueda por días
Introduce la fecha
PUBLICIDAD