15-11-2019 / 17:10 h EFE

El fiscal jefe de Toledo, Antonio Huélamo, ha justificado este viernes el sobreseimiento de la causa por el asesinato de la mujer que murió apuñalada brutalmente en Quintanar de la Orden (Toledo) en enero de 2016 en que su asesino confeso, el hermano de su marido, se quitó la vida, y su esposo está imputado por un delito de encubrimiento, que "entre parientes" es impune, por lo que no hay lugar a juicio.

Así lo ha argumentado ante los periodistas el fiscal jefe de Toledo, durante la rueda de prensa en la que ha presentado la Memoria de la Fiscalía 2018 y en la que se ha referido al sobreseimiento de este caso y a las novedades respecto al caso del facultativo golpeado brutalmente en la cabeza en Camarena (Toledo) por un joven que anteriormente había agredido a su padre, motivo por el que el médico fue al domicilio a atender al herido.

Respecto al primer caso, Huélamo ha destacado que "tras repasar por activa y por pasiva" todas las pruebas realizadas en la instrucción del asesinato de Isabel Laureana Cebrián, las tres acusaciones, es decir el ministerio público, la acusación particular y la acusación popular ejercida por la Junta, llegaron a conclusión de que el sobreseimiento era "la única salida procesal".

Y ha basado esta decisión en que el asesino confeso y cuñado de la víctima se quitó la vida en prisión, con lo que "se quedó extinguida su responsabilidad penal", mientras que su marido, que "nunca reconoció los hechos" y cometió algunas contradicciones durante la investigación del caso, solo está imputado por un delito de encubrimiento, que es impune de cara a la ley al ser hermano del acusado, con lo que no hay juicio.

El fiscal jefe de Toledo ha reconocido el trabajo de los fiscales de la Sección de Ocaña en este "brutal asesinato", en el que la víctima recibió más de 40 puñaladas, y, a preguntas de los periodistas , ha indicado que la causa está sobreseída provisionalmente, por lo que, en caso de contarse con nuevas pruebas, podría reabrirse el caso, como en cualquier otro caso.

Sobre el médico agredido en Camarena, en junio de 2018, por el que el presunto autor de la agresión está acusado de un delito de asesinato en grado de tentativa, Huélamo ha dado a conocer que ayer mismo los forenses del Juzgado número 2 de Alzira (Valencia) -dado que el facultativo se recupera de las graves lesiones que sufre en un centro sanitario de la Comunidad Valenciana- fueron a visitarle.

Dicha visita tenía como objetivo "confeccionar el informe definitivo de sanidad", que se tiene que trasladar a la Fiscalía para formular su acusación de cara al juicio, cuya fecha el fiscal jefe no ha adelantado, si bien ha precisado que "no será por tribunal de jurado, sino sumario".

 
Noticias relacionadas

    No se ha podido acceder al contenido, vuelve a intentarlo más tarde.
PUBLICIDAD
<< >> Octubre 2021
L M X J V S D
        1 2 3
4 5 6 7 8 9 10
11 12 13 14 15 16 17
18 19 20 21 22 23 24
25 26 27 28 29 30  
Búsqueda por días
Introduce la fecha
PUBLICIDAD