18-11-2019 / 15:10 h EFE

La exministra de Defensa en el anterior Gobierno italiano, Elisabetta Trenta, sigue ocupando la casa que se le asignó al acceder a su cargo, un alojamiento que Trenta puso al nombre de su marido militar para poder permanecer en él, lo que ha causado polémica en el país.

Representantes de todas las fuerzas políticas han pedido que abandone el apartamento en el centro de Roma, incluido el líder del antisistema Movimiento Cinco Estrellas, Luigi Di Maio, que fue quien propuso su nombre en el anterior ejecutivo de coalición y que ha calificado de "inaceptable" que siga viviendo allí.

"Hace dos meses que dejó de ser ministra, ya ha tenido tiempo de dejar el apartamento", dijo Di Maio acerca de su compañera de partido.

Trenta, que fue ministra durante el poco más de un año que duró el Gobierno entre el M5E y la ultraderechista Liga, se ha defendido en sus redes sociales y afirmado que "todo es perfectamente legal" pues su marido tiene derecho al usufructo de la casa como militar.

Trenta tenía tres meses para abandonar su apartamento desde que dejó el cargo, un plazo que termina el 5 de diciembre, pero ya ha anunciado que no lo hará porque su marido "tiene derecho al apartamento por su trabajo", según explicó en una entrevista al "Corriere de la Sera".

"Puedo irme a dormir al sofá, pero desde que el mundo es mundo dos personas casadas viven bajo el mismo techo", ha asegurado Trenta en Facebook, al tiempo que ha denunciado un "montaje mediático sin precedentes" contra ella.

El caso ha afectado especialmente al Movimiento Cinco Estrellas, un partido que se ha postulado siempre como una formación contra los privilegios de los políticos y ahora recibe críticas por su "hipocresía".

"El M5S no sabía nada, ya no es nuestra ministra", se defendió Di Maio, que ahora es ministro de Exteriores en el nuevo Gobierno del M5E con el Partido Democrático, de centroizquierda.

Precisamente desde este último partido se ha solicitado la comparecencia de Trenta en el Parlamento, ya que se trata de un "comportamiento muy grave", según ha criticado el líder del PD en el Senado, Andrea Marcucci.

Las críticas han llegado también por la derecha y la líder del partido Hermanos de Italia, Giorgia Meloni, ha tachado este caso de "otra confirmación de la innoble hipocresía de un partido nacido para combatir los privilegios pero que ahora vive de ellos".

 
Noticias relacionadas

    No se ha podido acceder al contenido, vuelve a intentarlo más tarde.
PUBLICIDAD
<< >> Septiembre 2020
L M X J V S D
  1 2 3 4 5 6
7 8 9 10 11 12 13
14 15 16 17 18 19 20
21 22 23 24 25 26 27
28 29 30 30      
Búsqueda por días
Introduce la fecha
PUBLICIDAD