10-12-2019 / 10:39 h EFE

Lugo, 10 dic El presidente de la asociación que agrupa a los transportistas del carbón de la central térmica de As Pontes, Manuel Bouza, ha reconocido que los afectados por un hipotético cierre de la planta de Endesa tienen hoy “más esperanza que anteayer” en relación con el futuro de la factoría y de su actual medio de vida.

Bouza valoró positivamente las noticias que llegaron ayer desde Madrid, tras la reunión que se produjo en el Ministerio de Transición Ecológica, un encuentro del que salió el compromiso de volver a evaluar las posibilidades de mantener activa la fábrica mediante la quema de biocarburantes.

“Ahora tenemos la esperanza de que la fábrica se ponga a funcionar”, dijo Manuel Bouza, quien en todo caso quiso dejar claro que los transportistas mantendrán las movilizaciones previstas hasta que realmente esos compromisos tomen forma.

“Vamos a seguir haciendo nuestras cosas” para demandar el mantenimiento de la actividad y de los puestos de trabajo, precisó, hasta que “de verdad la fábrica se ponga” de nuevo “en marcha”.

De hecho, esta mañana, “unas doscientas personas”, según Bouza, iniciaron una marcha a pie desde As Pontes, que terminará el viernes en A Coruña, con escalas en municipios como A Capela o Miño.

jrr/jcr

 
Noticias relacionadas

    No se ha podido acceder al contenido, vuelve a intentarlo más tarde.
PUBLICIDAD
<< >> Octubre 2022
L M X J V S D
          1 2
3 4 5 6 7 8 9
10 11 12 13 14 15 16
17 18 19 20 21 22 23
24 25 26 27 28 29 30
Búsqueda por días
Introduce la fecha
PUBLICIDAD