13-12-2019 / 16:21 h EFE

Agentes de la Guardia Civil de Tráfico han evacuado esta mañana en su coche oficial hasta la Clínica Santa Catalina a una parturienta que estuvo a punto de dar a luz, como hizo otra mujer hace unos días, en medio del atasco que afecta a la GC-1 por el derrumbe de un muro de contención.

Sobre las 08.00 horas, una patrulla que realizaba labores de vigilancia de la seguridad vial en el kilómetro 16 de la GC-1, a la altura del Aeropuerto de Gran Canaria, fue abordada por el conductor de un turismo que les alertó de que su mujer, que iba como copiloto, estaba de parto y necesitaba acudir inmediatamente al citado centro hospitalario por tratarse de un embarazo de riesgo y porque el neonato no venía en la adecuada posición.

Al constatar que el parto estaba en curso y ante el atasco que presentaba la vía, lo que retrasaría la llegada de los recursos sanitarios, los agentes decidieron trasladar en su vehículo oficial a la pareja y se coordinaron durante el trayecto con su Central Operativa de Tráfico para calcular el mejor itinerario posible.

Mientras, el padre de la niña que nació momentos después, alertó a la clínica, que pudo preparar un equipo médico que actuó nada más llegar el vehículo oficial, que dejó en el centro a la pareja a las 08.15 horas tras circular por la GC-3, proseguir por la GC-23 y salir del túnel de Julio Luengo.

 
Noticias relacionadas

    No se ha podido acceder al contenido, vuelve a intentarlo más tarde.
PUBLICIDAD
<< >> Septiembre 2020
L M X J V S D
  1 2 3 4 5 6
7 8 9 10 11 12 13
14 15 16 17 18 19 20
21 22 23 24 25 26 27
28 29 30 30      
Búsqueda por días
Introduce la fecha
PUBLICIDAD