20-12-2019 / 20:00 h EFE

Ávila, 20 dic El desbordamiento del río Adaja a su paso por la capital abulense, ha obligado a la Policía Local a cortar los accesos al parque de "El Soto", una de las principales zonas de esparcimiento y recreo de la ciudad.

Según ha informado en nota de prensa el Ayuntamiento de Ávila, la crecida experimentada por este afluente del río Duero ha hecho que también haya sido cortado el paseo peatonal de la vereda del puente Adaja hasta "El Soto", así como el acceso existente bajo el puente del Papa, en esa misma zona de la capital.

Durante su visita a las zonas afectadas, el alcalde de Ávila, Jesús Manuel Sánchez Cabrera, ha realizado un llamamiento a la "precaución", para que la ciudadanía "se mantenga alejada de las zonas inundadas".

Ante esta situación, los responsables municipales permanecerán "atentos a la evolución del caudal" del río para "mantener esta situación", después de proceder al corte de accesos a estos espacios en torno a las 16.30 horas.

Frente a los problemas causados por el aumento de los cauces de los ríos, las lluvias de las últimas horas están contribuyendo a llenar los tres embalses que abastecen una ciudad que se encuentra desde el pasado 18 de junio en situación de emergencia por sequía.

Las últimas precipitaciones han contribuido a llenar los pantanos, de manera que en los últimos tres días han visto incrementar el volumen de agua embalsada en siete puntos, hasta situarse actualmente en el 39,7 por ciento de su capacidad.

Según los datos aportados por el Ayuntamiento, en la última noche se registraron 37 litros por metro cuadrado en el embalse de Becerril y 18 litros por metro cuadrado en el embalse de Serones, que han incrementado sus reservas.

El tercero, el de Fuentes Claras, que más pequeño de los tres, lleva semanas al cien por cien de su capacidad y desaguando hacia el embalse de Las Cogotas, que también está aumentando sus reservas.

En la provincia, la Diputación ha informado de que en la actualidad se encuentra cortada al tráfico la carretera AV-P-690, entre los municipios de Santiago de Aravalle y Solana de Ávila, debido a la existencia de balsas de agua en la calzada.

En la zona de El Barco de Ávila permanecen de guardia seis operarios, en la zona centro otros dos y en el Valle del Tiétar, tres más, "con movilidad ante lo que pudiera pasar esta noche".

Asimismo, se ha procedido al "hormigonado" de la AV-P-706 a la altura de Villarejo del Valle, debido a un desprendimiento. FE

1010617

 
Noticias relacionadas

    No se ha podido acceder al contenido, vuelve a intentarlo más tarde.
PUBLICIDAD
<< >> Junio 2022
L M X J V S D
    1 2 3 4 5
6 7 8 9 10 11 12
13 14 15 16 17 18 19
20 21 22 23 24 25 26
27 28 29 30      
Búsqueda por días
Introduce la fecha
PUBLICIDAD