06-01-2020 / 12:30 h EFE

El rendimiento deportivo del CD Castellón y de La Nucía ha sido lo más destacado de los representantes de la Comunitat Valenciana en el grupo III de Segunda B durante una primera vuelta de competición nefasta para Hércules y Orihuela.

El conjunto de La Plana es segundo, a un solo punto del líder, Sabadell. El equipo de Óscar Cano aprendió la lección del pasado curso, en el que se salvó del descenso en la última jornada, para comenzar con fuerza, sobre todo en su estadio.

El equipo castellonense, que ha llegado a ser líder, está mostrando una enorme fiabilidad gracias a su seguridad defensiva y se ha ganado con merecimiento la vitola de uno de los máximos candidatos a disputar la fase de ascenso.

La otra alegría para el fútbol autonómico la ha protagonizado La Nucía, que pese a su condición de recién ascendido y debutante en la categoría ha finalizado la primera vuelta en la décima posición.

El equipo de César Ferrando se ha mostrado especialmente fiable en su estadio, donde aún no ha perdido esta temporada y ha logrado resultados para la historia, como el 3-0 ante el Hércules.

Dos puestos por delante se encuentra el Villarreal B, octavo, lejos de la posiciones de honor que fueron habituales en las últimas temporadas.

El filial villarrealense está teniendo un comportamiento muy irregular que le ha impedido consolidarse como un aspirante serio a la promoción, si bien solo está a cuatro puntos de la cuarta plaza.

Los filiales del Levante y del Mestalla ocupan la décimo tercera y décimo cuarta plaza de la clasificación, más o menos el lugar en el que se les esperaba. Ambos equipos están siendo muy irregulares.

El Atlético Levante se encuentra actualmente en una racha positiva que le ha permitido alejarse de la cola, mientras el Mestalla, tras repuntar en noviembre y diciembre se ha vuelto a encallar en las dos últimas jornadas.

La gran decepción de esta primera vuelta es el Hércules. El equipo alicantino, subcampeón del pasado curso, partía este mes de agosto con la aspiración de ser campeón, pero un pésimo arranque de Liga (un punto de 15) dinamitó el proyecto.

Los herculanos, en zona de descenso a Tercera por vez primera en su historia, ya han prescindido de dos entrenadores, Lluís Planagumà y Jesús Muñoz, y de un director deportivo, Javier Portillo, y se han encomendado a Vicente Mir como última esperanza para evitar una catástrofe histórica.

Además, las relaciones entre los jugadores y el consejo con la afición están deterioradas como consecuencia de los malos resultados y la pobre imagen del equipo, sobre todo como local, donde suma ya cinco partidos seguidos sin ganar.

Los herculanos están situados a cuatro puntos de la zona de permanencia, tres más que el Orihuela, colista. El equipo de La Vega Baja no ha tenido un buen regreso a la categoría.

A sus problemas futbolísticos se sumaron las dificultades para entrenar tras la DANA que asoló la comarca. El club, que ya ha prescindido de dos entrenadores, busca tras la llegada de Gerard Albaladejo una remontada épica en la segunda vuelta para esquivar el regreso a Tercera.

 
Noticias relacionadas

    No se ha podido acceder al contenido, vuelve a intentarlo más tarde.
PUBLICIDAD
<< >> Agosto 2022
L M X J V S D
1 2 3 4 5 6 7
8 9 10 11 12 13 14
15 16 17 18 19 20 21
22 23 24 25 26 27 28
29 30          
Búsqueda por días
Introduce la fecha
PUBLICIDAD