15-01-2020 / 19:40 h EFE

Llucmajor comenzará el sistema de recogida de residuos domésticos "puerta a puerta" en el pueblo a partir del día 20, y además sumará tres nuevas áreas de aportación de residuos al punto verde de Son Gall, en Molí de Galdent, Poliesportiu y el polígono de Son Noguera.

La recogida puerta a puerta comenzará solo en Llucmajor pueblo, mientras se estudian sistemas alternativos para s'Arenal, la zona de Urbanizaciones y otros núcleos de población del término municipal, ha informado el consistorio en un comunicado.

El alcalde, Éric Jareño, ha acompañado hoy al consejero de Medio Ambiente y Territorio, Miquel Mir y al director general de Residuos y Educación Ambiental, Sebastià Sansó, a visitar una de estas nuevas áreas de aportación que los vecinos podrán utilizar para depositar residuos no peligrosos.

Los residuos autorizados son papel y cartón, envases de vidrio y ligero, materia orgánica, basura, ropa y aceite de cocina y se podrán depositar de 6 a las 12 y de 15 a 21 horas.

El objetivo de las áreas de aportación es dar servicio a quien tenga horarios de trabajo distintos de los de recogida y dar cobertura en situaciones extraordinarias como fiestas y viajes.

Las áreas estarán vigiladas con un operario que exigirá el DNI o recibo de basura a los usuarios.

Jareño ha explicado que, de este modo, el consistorio se adapta a la Ley de Residuos, eliminando los contenedores fuera del núcleo urbano y sustituyéndolos por estas cuatro superficies protegidas y con cierre perimetral, que evitarán vertidos incontrolados en las afueras del municipio.

"Queremos acabar con los vertederos incontrolados y con imágenes deplorables de calles y aceras llenas de basura en todo el municipio, además de suprimir los contenedores dentro del pueblo", ha dicho el alcalde.

Jareño ha recordado los objetivos del consistorio de reducir la producción de residuos en un 10 %, llegar a un 30% de recogida selectiva a finales de 2020 y "recoger la fracción orgánica, tal como marca la Ley de Residuos".

La conselleria de Medio Ambiente y Territorio ha aportado 46.881 para llevar a cabo la campaña para la implantación de la recogida selectiva, que ha contado con un proceso previo de información y sensibilización a la ciudadanía.

Esta ayuda forma parte de los 303.998 euros que la Dirección General de Residuos y Educación Ambiental ha pagado, durante 2019, en el marco de la convocatoria de subvenciones para la financiación de inversiones relativas a la prevención, reducción y gestión de residuos en Baleares para los años 2019-20. Los beneficiados han sido 32 ayuntamientos, entidades locales y empresas públicas.

 
Noticias relacionadas

    No se ha podido acceder al contenido, vuelve a intentarlo más tarde.
PUBLICIDAD
<< >> Mayo 2021
L M X J V S D
          1 2
3 4 5 6 7 8 9
10 11 12 13 14 15 16
17 18 19 20 21 22 23
24 25 26 27 28 29 30
31            
Búsqueda por días
Introduce la fecha
PUBLICIDAD