26-02-2020 / 20:01 h EFE

La Guàrdia Urbana de Barcelona ha detectado un establecimiento en L'Eixample (Barcelona) con 1.800 alimentos no aptos para el consumo, retirándolos para su destrucción y levantando acta de denuncia.

Fuentes de la Guàrdia Urbana han explicado a Efe que el pasado jueves 20 de febrero se realizó una inspección periódica, conjuntamente con Inspección de Trabajo y Seguridad Social, tras tener conocimiento de un establecimiento de la zona con presuntas prácticas irregulares.

Tras entrar en el comercio, la policía barcelonesa detectó 1.800 alimentos no aptos para el consumo y por esto motivo procedieron a retirarlos para su destrucción y levantaron acta de denuncia por estos hechos.

 
Noticias relacionadas

    No se ha podido acceder al contenido, vuelve a intentarlo más tarde.
PUBLICIDAD
<< >> Mayo 2020
L M X J V S D
        1 2 3
4 5 6 7 8 9 10
11 12 13 14 15 16 17
18 19 20 21 22 23 24
25 26 27 28 29 30 31
Búsqueda por días
Introduce la fecha
PUBLICIDAD