28-02-2020 / 11:00 h EFE

La Fiscalía de Gipuzkoa pide penas que suman siete años de cárcel para un hombre acusado de intentar violar a su expareja sentimental y de amenazarla de muerte, mientras esgrimía un cuchillo en el domicilio de San Sebastián en el que ambos convivían.

Además de las citadas penas de cárcel, el Ministerio Público también reclama 30 días de localización permanente para el procesado, que éste no pueda comunicarse con su víctima ni acercarse a ella durante nueve años y que, una vez sea excarcelado, continúe en situación de libertad permanente seis años más.

Por su parte, la acusación particular, que ejerce la víctima, eleva su petición de condena hasta los doce años de reclusión, aunque también demanda siete años de libertad vigilada y nueve años y medio de prohibición de comunicaciones y aproximación, mientras que la defensa solicita la libre absolución de su cliente.

Según el escrito de acusación de la Fiscalía, al que ha tenido acceso EFE, los hechos sucedieron sobre las 00.45 horas del 7 de diciembre de 2017, momento en el que la chica regresó al domicilio en el que ambos convivían, a pesar de que la relación de pareja había concluido en octubre de 2016, y el hombre le propuso mantener relaciones sexuales, a lo que ella "se negó".

Ante este rechazo, el encausado, "guiado por un ánimo de menoscabar la integridad moral" de la mujer, comenzó a insultarla, al tiempo que le preguntaba por qué llegaba "tarde" y "con quién" estaba.

Seguidamente, le arrebató el bolso en el que la víctima llevaba su teléfono móvil y las llaves del piso, la agarró por el abrigo y la sacó "al exterior de la vivienda".

La damnificada se vio obligada entonces a "llamar repetidamente al timbre del domicilio", hasta que el inculpado le abrió la puerta y, "guiado por un ánimo libidinoso", condujo a la chica hasta una habitación, "la arrojó sobre la cama, la inmovilizó agarrándola del cuello y de las muñecas", le rompió parte de la ropa que vestía y presuntamente intentó violarla, al tiempo que supuestamente le practicaba distintos tocamientos de índole sexual.

El texto del Ministerio Público destaca que la chica se resistió "físicamente" a la agresión, por lo que el inculpado presuntamente la golpeó en la cara.

No obstante, la chica continuó "resistiéndose" hasta que el procesado desistió, si bien, "guiado por un ánimo de amedrentar" a la mujer, acudió a la cocina, donde cogió un cuchillo de un filo de aproximadamente 15 centímetros, y presuntamente se lo colocó en el cuello, al tiempo que le decía: "dime si tienes otro hombre" y "te voy a matar".

A consecuencia de estos hechos, que serán juzgados próximamente en la Audiencia de Gipuzkoa, la afectada sufrió distintas erosiones en el pecho, así como en la cara y en ambos brazos, de las que tardó cinco días en recuperarse.

Paralelamente, el juzgado dictó una orden de protección que impedía al hombre comunicarse con su víctima y aproximarse a ella.

El Ministerio Público considera que estos hechos son constitutivos de un delito de agresión sexual en grado de tentativa, de un delito leve de injurias, de un delito de amenazas leves y de un delito de maltrato no habitual, estos tres últimos en el ámbito de la violencia de género.

La Fiscalía, que reclama también la aplicación de la agravante de parentesco, solicita, además de las citadas penas de cárcel, una compensación económica para la mujer por los daños sufridos, y que, en caso de ser condenado, se sustituya al hombre la condena de reclusión por la expulsión de nuestro país, dado que es de nacionalidad extranjera.

 
Noticias relacionadas

    No se ha podido acceder al contenido, vuelve a intentarlo más tarde.
PUBLICIDAD
<< >> Septiembre 2020
L M X J V S D
  1 2 3 4 5 6
7 8 9 10 11 12 13
14 15 16 17 18 19 20
21 22 23 24 25 26 27
28 29 30 30      
Búsqueda por días
Introduce la fecha
PUBLICIDAD