12-03-2020 / 14:00 h EFE

La Diputación de Álava ha acordado este jueves varias modificaciones de plazos para la campaña de la renta por la pandemia de coronavirus y, entre esos cambios, ha retrasado hasta el mes de septiembre la atención presencial para la confección de declaraciones en las oficinas forales.

El Gobierno foral, presidido por el diputado general de Álava, Ramiro González, ha adoptado nuevas medidas para contener la expansión del COVID-19 ante el continuo aumento de contagios en este territorio.

En relación a la campaña de la renta que comienza el mes de abril, la Diputación ha decidido retrasar hasta septiembre la atención presencial para cumplimentar estas declaraciones e impulsará la tramitación online a través de la modalidad Rentared.

En el caso DE que las entidades financieras y gestorías mantengan su servicio de confección de declaraciones de la renta, la Hacienda foral seguirá recibiendo las liquidaciones en el plazo habitual, entre abril y junio, aunque ampliará los plazos y también recibirá estas liquidaciones en septiembre y octubre.

Asimismo se mantienen los plazos de la tramitación online para aceptar las propuestas de declaraciones Rentafácil que se envían a domicilios a más de 100.000 contribuyentes durante el mes de abril.

Se podrán aceptar por internet o telefónicamente y se mantienen las devoluciones en los plazos fijados.

Para modificar estas propuestas también se aplaza a septiembre el servicio presencial en las oficinas de Hacienda en el caso de los contribuyentes que no estén de acuerdo con las propuestas.

No obstante, estos contribuyentes podrán acudir a Rentared, gestorías y entidades financieras en los plazos habituales, desde abril a junio, y entre septiembre y octubre.

Otras de las medidas adoptadas por la Diputación es la suspensión temporal de la actividad en todos los centros ocupacionales y centros de día destinados a personas con discapacidad intelectual, así como del centro de atención temprana que atiende a niños con trastornos en su desarrollo.

También se ha establecido un horario de visitas en las residencias forales para personas mayores y con discapacidad, que será de 11.00 a 13.00 horas y de 17.00 a 19.00 horas.

Las visitas se limitan a una por residente y día y se reducen a un máximo de una hora. Además, el miembro de la familia será el mismo en todas las visitas.

También se restringen las salidas de los residentes al perímetro del centro.

La Diputación ha decidido asimismo el cierre desde este jueves del acceso de público a todos los museos de titularidad foral y a la Sala Amarica y ha suspendido desde este viernes toda actividad federada del territorio hasta nuevo aviso.

 
Noticias relacionadas

    No se ha podido acceder al contenido, vuelve a intentarlo más tarde.
PUBLICIDAD
<< >> Junio 2022
L M X J V S D
    1 2 3 4 5
6 7 8 9 10 11 12
13 14 15 16 17 18 19
20 21 22 23 24 25 26
27 28 29 30      
Búsqueda por días
Introduce la fecha
PUBLICIDAD