16-03-2020 / 17:01 h EFE

El Ayuntamiento de Toledo ha aprobado este lunes la modificación del calendario tributario y otras medidas económicas como el aplazamiento de pagos, notificaciones y requerimientos y la movilización inmediata del fondo de contingencia para gastos de emergencia, a fin de paliar los efectos del coronavirus.

Así lo ha decidido la Junta de Gobierno Local presidida por la alcaldesa de Toledo, Milagros Tolón, en aplicación de las medidas recogidas en el Real Decreto por el que se declara el estado de alarma en España ante la propagación del COVID-19, ha informado el Consistorio toledano en nota de prensa.

Las modificaciones del calendario tributario implican que el Impuesto de Vehículos de Tracción Mecánica amplía su periodo voluntario de pago hasta el 1 de junio, fecha a partir de la cual se cargarán también los recibos domiciliados, mientras que el Impuesto sobre Bienes Inmuebles (IBI) amplía su periodo voluntario de pago y pasa a ser del 1 de mayo de 2020 al 1 de septiembre.

De igual forma, la Junta de Gobierno Local ha aprobado la suspensión de todos los plazos para la presentación de recursos de reposición y reclamaciones económicas administrativas durante 15 días prorrogables.

Asimismo, ha suspendido todos los plazos para atender requerimientos, presentar declaraciones, identificar conductor y presentar alegaciones durante 15 días prorrogables, así como la emisión de notificaciones durante el mismo plazo.

También ha ampliado el periodo voluntario de pago de todas las liquidaciones emitidas y notificadas con vencimiento el 20 de marzo, 5 de abril y 20 de abril, cuyo plazo en periodo voluntario se amplía al 30 de abril, y el período voluntario de pago de todas las sanciones emitidas y notificadas con vencimiento 19 de marzo, 26 de marzo, 30 de marzo, 14 de abril y 23 de abril, cuyo plazo se amplía a la misma fecha.

Por otro lado, los planes personalizados de pagos con vencimiento en uno de sus plazos al día 6 de abril de 2020 quedarán suspendidos, acumulándose y distribuyendo este plazo en los siguientes vencimientos.

En cuanto al fondo de contingencia, dotado de unos 480.000 euros, el Ayuntamiento de la capital castellanomanchega ha acordado su movilización inmediata para sufragar el teletrabajo, las comunicaciones, además de la posible ampliación de los servicios de limpieza, higiene, salud pública, policía local, bomberos y Protección Civil.

De igual modo, ha puesto a disposición de los organismos autónomos del Ayuntamiento los fondos adicionales procedentes del remanente de tesorería -superávit-, que suponen unos 175.000 euros, para gastos generales destinados a cubrir la pérdida de capacidad financiera derivada de las suspensiones de actividades y cierre de instalaciones.

Por su parte, la alcaldesa de Toledo ha enviado un mensaje de "tranquilidad y responsabilidad" a los vecinos de la capital para "atajar esta crisis cuanto antes" porque, ha reconocido, se trata de "un reto nunca antes conocido en democracia".

Por ello, ha apostado por la unidad de todas las administraciones y de la ciudadanía y ha pedido no colapsar los hospitales y "mantener la calma", al tiempo que ha dicho sentirse "orgullosa" de la ciudad y de sus vecinos, a los que ha enviado "mucha fuerza y ánimo para superar estos días".

 
Noticias relacionadas

    No se ha podido acceder al contenido, vuelve a intentarlo más tarde.
PUBLICIDAD
<< >> Noviembre 2020
L M X J V S D
            1
2 3 4 5 6 7 8
9 10 11 12 13 14 15
16 17 18 19 20 21 22
23 24 25 26 27 28 29
30 30          
Búsqueda por días
Introduce la fecha
PUBLICIDAD