17-03-2020 / 22:00 h EFE

El ministro brasileño de Justicia, Sergio Moro, afirmó este martes que menos corrupción le ofrece a Brasil más recursos para la salud, y en ente momento para combatir el coronavirus, al recordar el sexto aniversario de la Lava Jato, mayor operación de combate a la corrupción en la historia del país.

"La prioridad ahora es el combate al coronavirus, pero un breve interludio para recordar los seis años de la Lava Jato", aseguró Moro, que fue el juez que comandó la operación anticorrupción en sus cuatro primeros años, en un mensaje que publicó en su cuenta en Twitter.

La operación destapó una gigantesca red de desvíos de recursos de la petrolera Petrobras, mayor empresa de Brasil, por la que los altos ejecutivos recibían millonarios sobornos para adjudicarle irregularmente los contratos de la empresa a grandes constructoras del país, con la complicidad de numerosos políticos y congresistas.

El exjuez y miembro del Gabinete del presidente brasileño, Jair Bolsonaro, agregó que "el combate a la corrupción es una lucha perenne" y que "menor corrupción significa también más recursos para la salud".

Moro, que como juez federal decimotercero de la ciudad de Curitiba mandó a prisión a varios empresarios y políticos condenados por su participación en los desvíos en la petrolera Petrobras, entre los cuales el expresidente Luiz Inácio Lula da Silva, no quiso que el nuevo aniversario de la Lava Jato pasara en blanco en medio de la concentración mundial en el combate al coronavirus.

"Mi homenaje a los que, contra todos los desafíos, persisten en la lucha, bien sea contra el crimen o contra el virus", señaló el ministro en su mensaje en Twitter.

Desde el inicio de sus operaciones el 17 de marzo de 2014, los fiscales de la Lava Jato ejecutaron setenta diferentes fases de la operación destinadas a recoger pruebas y detener acusados de las corruptelas.

Según un balance divulgado la semana por la Fiscalía, en seis años de trabajos fueron dictadas órdenes de prisión contra 293 personas por su responsabilidad en los desvíos, en su mayoría exaltos ejecutivos de Petrobras, conocidos empresarios y políticos.

Las investigaciones han permitido identificar 500 personas vinculadas a los desvíos y dictar 53 sentencias condenatorias contra 165 reos, cuyas condenas suman 2.286 años y 7 meses de prisión.

La operación igualmente permitió recuperar cerca de 4.500 millones de reales (unos 900 millones de dólares) de los recursos desviados.

La Fiscalía ya localizó otros 10.000 millones de reales (2.000 millones de dólares) de recursos desviados de Petrobras e inició gestiones para recuperarlos y repatriarlos.

Pese a todos esos resultados, el jefe de fiscales de la Lava Jato, Deltan Dallagnol, asegura que "aún hay mucho por hacer".

El fiscal alega que los resultados cambiaron la percepción de los brasileños hacia la corrupción y mostraron que "es posible castigar a los criminales de cuello blanco", a pesar de recientes decisiones judiciales que han debilitado la Laja Jato.

Entre tales decisiones citó una del Supremo Tribunal Federal que determinó que tan sólo pueden ser encarceladas los condenados que ya no pueden apelar ante ningún tribunal, lo que permitió la liberación de Lula, condenado en tres instancias por corrupción y que llegó a cumplir poco más de un año de pena, pero que fue liberado debido a que aún aguarda un recurso.

"Con esa decisión quedó aún más distante la sanción y dificultó que algunos criminales paguen por sus actos", dijo Dallagnol.

 
Noticias relacionadas

    No se ha podido acceder al contenido, vuelve a intentarlo más tarde.
PUBLICIDAD
<< >> Diciembre 2021
L M X J V S D
    1 2 3 4 5
6 7 8 9 10 11 12
13 14 15 16 17 18 19
20 21 22 23 24 25 26
27 28 29 30 31    
Búsqueda por días
Introduce la fecha
PUBLICIDAD