03-04-2020 / 11:52 h EFE

Cepyme Aragón ha pedido al Gobierno aragonés que traslade al central sus propuestas al entender que el ejecutivo de Pedro Sánchez no está respondiendo como debería para minimizar el impacto por la crisis del coronavirus en el tejido empresarial, que atraviesa un momento "crítico".

Con ese propósito, Cepyme Aragón ha elaborado un listado con propuestas que van desde facilitar liquidez a las empresas, con un endeudamiento excepcional del Estado al considerar que la línea de avales y el endeudamiento de las propias empresas no va ser suficiente, a una moratoria de deuda hipotecaria, incluyendo los locales de la actividad empresarial de los autónomos, o la suspensión del pago de impuestos al no haber actividad.

Respecto a la liquidez, la patronal de las pymes defiende además que los avales deben articularse a través de las sociedades de garantía recíproca de cada Comunidad, Avalia en el caso de Aragón, aumentando la cobertura de las pólizas a través de CERSA (compañía española de reafianzamiento) y de un pequeño fondo de provisiones técnicas, y complementando hasta el 100% de la garantía.

Para Cepyme, así se agilizaría la tramitación con las entidades financieras de cuentas de crédito.

Asimismo, apuesta por que se potencien los préstamos participativos a través de Sodiar, accesibles para autónomos y sociedades, a través de fondos aportados por el Ministerio y acelerar los pagos a proveedores de servicios y contratas de las Administraciones. "Deben dar ejemplo para dar liquidez a las empresas", sostiene.

En cuanto al cese de actividad, reclama la supresión del requisito del 75 % de pérdidas respecto al promedio en el semestre anterior y reducirlo al 30 por ciento, ya que la caída de ingresos se produce a partir del decreto de alarma y no antes.

También reclaman que se reembolse la cuota de autónomos de los meses de inactividad y compensaciones a las empresas afectadas económicamente por el decreto de alarma con el cierre obligatorio de su actividad, por "lucro cesante" mediante un "cheque compensatorio" directo.

Cepyme pide que el importe de esa subvención sea fijo, según distintos tramos y dependiendo del número de trabajadores del solicitante: de 150 euros semanales al empresario autónomo individual y microempresas con un solo trabajador, de 225 euros para quienes tengan entre 2 y 5 empleados, y de 300 euros a las que tengan de 6 a 9 trabajadores, con una discriminación positiva para pymes y autónomos del medio rural.

Además, plantea una serie de medidas fiscales, entre ellas la suspensión del pago de impuestos al no haber actividad y la reducción de la cuantía de los módulos durante el estado de alarma.

En el ámbito laboral, Cepyme urge la agilización de los procedimientos de solicitud de los ERTEs y que a las empresas de menos de 50 trabajadores se les conceda de forma automática bajo una declaración responsable, con una revisión de cumplimiento a posteriori por parte de la administración.

La supresión de la cotización a la Seguridad Social durante el periodo de restricción de movilidad, y por tanto de carencia de ingresos, que se dote a las empresas de equipos de protección para garantizar la salud de los trabajadores y articular líneas de subvenciones para adquisición de herramientas que favorezcan el teletrabajo, como portátiles, servidores o aplicaciones en la nube, son otras las propuestas de Cepyme para las empresas.

 
Noticias relacionadas

    No se ha podido acceder al contenido, vuelve a intentarlo más tarde.
PUBLICIDAD
<< >> Diciembre 2021
L M X J V S D
    1 2 3 4 5
6 7 8 9 10 11 12
13 14 15 16 17 18 19
20 21 22 23 24 25 26
27 28 29 30 31    
Búsqueda por días
Introduce la fecha
PUBLICIDAD