13-04-2020 / 19:11 h EFE

El ministro de Sanidad, Salvador Illa, ha asegurado este lunes que va a haber que sacar "muchas lecciones" de la pandemia de coronavirus y ha considerado que "una de ellas, probablemente, sea la revisión de cómo está funcionando todo este sector", en referencia a las residencias de mayores.

En rueda de prensa, Illa respondía así al ser preguntado sobre si el Gobierno se plantea, en el marco de la reconstrucción tras la pandemia, revisar el modelo de residencias de mayores a la vista de que se han convertido en la zona cero de la enfermedad y por la incapacidad que han demostrado sus gestores, muchos de ellos privados, para garantizar la seguridad de los residentes.

Aunque ha dicho no querer anticipar nada, el ministro ha subrayado que los esfuerzos se concentran ahora en combatir el virus y ha reiterado que "cuando esto acabe, vamos a tener que sacar conclusiones".

"Vamos a hacerlo con calma, contando con todo el mundo y ver que lecciones sacar para prestar mejores servicios", ha afirmado en la rueda de prensa telemática, junto al ministro del Interior, Fernando Grande-Marlaska.

En cuanto al número de fallecidos en residencias de mayores, ha recordado que el Gobierno ha pedido información a las comunidades autónomas y cuando la remitan y se analice se hará pública.

No obstante, ha indicado que el recuento de fallecimientos es "muy estricto", de tal forma que toda persona diagnosticada por coronavirus que muere se computa como fallecido por COVID-19.

Respecto a la posibilidad de que los niños puedan salir a pasear por la calle, Illa ha señalado que el Gobierno es "perfectamente consciente" del esfuerzo que están haciendo las familias, sobre todo los menores, al no salir en la quinta semana ya de confinamiento, pero ha insistido en que "por cautela y prudencia" deben seguir en los domicilios.

El ministro ha afirmado que cuando se den las condiciones de seguridad requeridas en función de los datos epidemiológicos, entre otros, será cuando pueda relajarse esta medida.

En este sentido, ha incidido en que se están estudiando las medidas de desescalado, que no se van a implementar de forma territorializada, y que formarán parte de un proceso y "nunca de una decisión única".

Para ello, ha recordado que las comunidades autónomas han nombrado a un responsable con el que trabaja el Gobierno en este proceso.

Sobre el uso de mascarillas, el ministro de Sanidad ha destacado que su uso está recomendado cuando no se puedan cumplir tres prioridades básicas como son la de mantener una distancia interpersonal, preferiblemente de dos metros y nunca inferior a un metro, lavado frecuente de manos y mantener la higiene en los espacios públicos y privados.

"La recomendación es que cuando no se puedan cumplir estas tres prioridades se use mascarilla, en concreto, aquellas personas que no se puedan desplazar en vehículo individual, y tengan que utilizar medios de transporte públicos", ha explicado.

Por eso -ha continuado- esta mañana se ha organizado un reparto de mascarillas que, a su juicio, ha funcionado bien, aunque ha señalado que si algún lugar ha quedado desabastecido, se solucionará.

Illa ha afirmado que las mascarillas, al igual que el resto de material sanitario comprado, llegan con regularidad y cumplen los requisitos necesarios para su uso y distribución y ha precisado que los procedimientos de contratación siguen unos estándares de calidad "muy altos".

Por su parte, Grande-Marlaska ha recordado que en los próximos días va a haber abastecimiento de mascarillas en las farmacias.

 
Noticias relacionadas

    No se ha podido acceder al contenido, vuelve a intentarlo más tarde.
PUBLICIDAD
<< >> Agosto 2020
L M X J V S D
          1 2
3 4 5 6 7 8 9
10 11 12 13 14 15 16
17 18 19 20 21 22 23
24 25 26 27 28 29 30
Búsqueda por días
Introduce la fecha
PUBLICIDAD