23-04-2020 / 14:31 h EFE

Una cesta de la compra más económica y racional que prime la marca blanca, un sistema educativo híbrido (presencial-telemático) y un mayor uso del teletrabajo son algunos de los cambios que se implantarán en un futuro más próximo, según responsables de empresas relacionadas con estos sectores

En un seminario web organizador por el Club Marketing Mediterráneo, integrado por una veintena de marcas de la Comunitat Valenciana, varias compañías han expuesto sus opiniones sobre las expectativas de futuro ante las consecuencias de la crisis de la COVID-19.

La cadena de supermercados Consum prevé dos fases cuando termine el confinamiento: por una parte la vuelta a una cesta de la compra mucho más económica y racional, en la que tenga mayor peso la marca blanca y los productos más básicos frente a artículos de tipo gourmet; y por otra, compras menos experienciales y más rápidas.

Según la ejecutiva de Comunicación Corporativa de la cooperativa Consum, Teresa Bayarri, la crisis sanitaria que va a abrir paso a una crisis económica va a afectar al consumo teniendo en cuenta lo ocurrido en crisis precedentes.

Además de una cesta más barata, el consumidor cambiará sus hábitos de comportamiento a la hora de hacer la compra, que será más rápida y se utilizará menos tiempo en ella, ya que se dedicará menos tiempo a saludar y a conversar con quienes se encuentre en el supermercado.

No obstante, Bayarri ha precisado que solo el tiempo y la recuperación de las condiciones sanitarias dirán "si se van a relajar los usos y costumbres en los supermercados".

La crisis sanitaria también ha cambiado "la tendencia que había a demonizar el plástico", en la que la distribución estaba sometida a presiones, y ahora se está considerando como un elemento de seguridad.

La directora de Marketing de Grupo Sorolla Educación, Inmaculada Merino, ha asegurado que en el sector educativo va a haber medidas de prevención importantes y es posible que tenga que convivir un sistema híbrido en que unos días acuda a los centros una parte del alumnado y la otra haga trabajo a través de medios telemáticos.

Ha puesto como ejemplo los colegios de esta cooperativa, con espacios comunes, entornos naturales y varias entradas, en los que va a tener que convivir la parte presencial y la en línea.

La empresa tecnológica Nunsys, que ha establecido el sistema de teletrabajo para más del 80 % de los empleados, augura que esta forma de trabajar "se va a quedar" en muchas organizaciones en el futuro, y las políticas de prevención se van a tener que adaptar a las nuevas tecnologías, según su directora de Marketing y Comunicación, Andrea Villafane.

Por parte de la firma de medicina reproductiva IVI RMA, su responsable de Marketing y Comunicación, Marian Garrigade, ha destacado que, como ha sucedido en crisis anteriores, puede que haya menos demanda en este sector.

En las clínicas más grandes de IVI RMA se va a registrar un descenso de pacientes internacionales por las restricciones en los viajes, y por eso los clientes futuros de la compañía serán nacionales.

De hecho, Garrigade ha afirmado que hay una lista de pacientes que están listas y esperando la reanudación de la actividad para iniciar su tratamiento, y por eso esperan tener un pico de clientes en los próximos meses.

 
Noticias relacionadas

    No se ha podido acceder al contenido, vuelve a intentarlo más tarde.
PUBLICIDAD
<< >> Agosto 2022
L M X J V S D
1 2 3 4 5 6 7
8 9 10 11 12 13 14
15 16 17 18 19 20 21
22 23 24 25 26 27 28
29 30          
Búsqueda por días
Introduce la fecha
PUBLICIDAD