12-05-2020 / 15:51 h EFE

Expertos del Centro de Atención y Seguimiento a las Drogodependencias (CAS) de Girona, perteneciente al Institut d'Assistència Social, han detectado un "repunte" en consultas durante el confinamiento debido a "recaídas" de personas que habían tenido una adicción al alcohol.

En concreto, el centro ha registrado en estos dos meses un centenar de casos nuevos de drogodependencias y ha ofrecido más de 1.200 seguimientos telefónicos a usuarios habituales, así como visitas domiciliarias en determinadas situaciones que lo han requerido.

Según se ha informado este martes en un comunicado, el CAS ha mantenido contacto con los pacientes vinculados a la Red de Salud Mental y Adicciones de la demarcación de Girona para comprobar su estado, atender su ansiedad ante el confinamiento y repasar rutinas diarias.

Además, se han mantenido mediante videoconferencia los grupos de terapia organizados previamente al estado de alarma y se han ampliado los horarios de enfermería para la entrega y supervisión de la medicación, que se ha entregado a domicilio en el caso de pacientes contagiados de coronavirus.

"La pandemia de la COVID-19 ha evidenciado la vulnerabilidad de las personas que tienen una adicción a substancias a causa de complicaciones orgánicas que presentan de base, la problemática sociosanitaria asociada al trastorno adictivo y de la propia situación de confinamiento", han explicado profesionales del CAS.

En 2019, las comarcas de Girona registraron 1.340 casos nuevos de drogodependencias, de los cuales alrededor de la mitad fueron por adicción al alcohol, seguido por el consumo de cocaína (28 %) y cannabis (13 %). Un 76 % fueron hombres y la media de edad se situó en los 43 años.

 
Noticias relacionadas

    No se ha podido acceder al contenido, vuelve a intentarlo más tarde.
PUBLICIDAD
<< >> Enero 2022
L M X J V S D
          1 2
3 4 5 6 7 8 9
10 11 12 13 14 15 16
17 18 19 20 21 22 23
24 25 26 27 28 29 30
31            
Búsqueda por días
Introduce la fecha
PUBLICIDAD