16-05-2020 / 12:00 h EFE

Los Mossos d'Esquadra han detenido a un joven de Centelles (Barcelona), al que sorprendieron conduciendo bajo los efectos del alcohol, la marihuana y la cocaína y que se enfrentó a los agentes, agrediéndoles con su brazo enyesado, para evitar su arresto.

Según han informado los Mossos d'Esquadra, el hombre, de 23 años, fue detenido la mañana del jueves pasado, cuando una patrulla policial que circulaba por la carretera C-17 lo observó conduciendo con maniobras bruscas, frenazos y acelerones repentinos, lo que constituía un peligro para el resto de coches.

Los agentes ordenaron al conductor que se detuviera en la siguiente salida de la carretera, indicaciones que desoyó el detenido, quien siguió circulando a gran velocidad.

Ya en el interior de Centelles, en la calle Fortià y Solà, los agentes lograron dar el alto al conductor, que presentaba evidentes síntomas de encontrarse bajo los efectos del alcohol y las drogas y se resistió a su detención, golpeando a los mossos d'esquadra con un brazo que llevaba enyesado.

Una vez en comisaría, se practicó la prueba de alcoholemia y detección de drogas al detenido, que arrojó una tasa de 0,59 miligramos de alcohol y dio positivo en consumo de cocaína y THC, sustancia psicoactiva presente en la marihuana y el hachís.

El conductor, según constataron los Mossos d'Esquadra, tenía antecedentes penales y una orden de búsqueda y detención expedida por un juzgado de violencia sobre la mujer de Sant Feliu de Llobregat (Barcelona).

El detenido, que también ha sido denunciado por saltarse las restricciones a la movilidad impuestas por el estado de alarma, pasará en las próximas horas a disposición del juzgado de instrucción de guardia de Vic (Barcelona).

 
Noticias relacionadas

    No se ha podido acceder al contenido, vuelve a intentarlo más tarde.
PUBLICIDAD
<< >> Agosto 2022
L M X J V S D
1 2 3 4 5 6 7
8 9 10 11 12 13 14
15 16 17 18 19 20 21
22 23 24 25 26 27 28
29 30          
Búsqueda por días
Introduce la fecha
PUBLICIDAD