16-05-2020 / 15:20 h EFE

El Patronato de la Fundación Número 1, el centro especial de empleo vinculado al Ayuntamiento de Alcalá de Henares, ha comunicado el despido a sus 35 trabajadores, 27 de ellos con algún tipo de discapacidad, y el cierre del centro el próximo 31 de mayo.

El despido colectivo, comunicado el viernes por carta a los trabajadores, se produce tras concluir sin éxito el periodo de consultas del Expediente de Regulación de Empleo (ERE) presentado por el Patronato ante la Autoridad Laboral el 24 de abril pasado.

En la carta de despido, la fundación alega “causas objetivas” por la existencia de “razones de índole económica”, lo que supone para los trabajadores “la indemnización mínima, de 20 días por año”, ha indicado a Efe el abogado de la mayoría de los empleados, Luis Suárez Machota.

El Patronato de la Fundación Número 1 aprobó el 7 de abril la presentación de un concurso voluntario de acreedores y de un ERE, para el que alega una “caída de la cifra de negocios en el último año (2019)”, que ha conducido a la finalización del ejercicio con pérdidas en la cuenta de explotación, derivando además en una situación de escasa liquidez y provocando, por ello, una situación de insolvencia”, señala la dirección del centro en la carta de despido.

El abogado de los trabajadores, que ha informado a Efe de la decisión de “impugnar el ERE ante el Tribunal Superior de Justicia de Madrid para que determine si el despido es procedente o improcedente”, considera que la bajada de ingresos desde 2019 “es consecuencia de que la dirección del centro decidió no aceptar pedidos desde después de verano”, a lo que se suma que “no ha habido dirección en los últimos cuatro años”.

Suárez Machota señala que los trabajadores llevan “sin cobrar desde el mes de febrero” y que “tampoco han percibido la indemnización ya que la ley permite no pagarla inmediatamente si se alega falta de liquidez”.

Añade que al haber presentado el Patronato “un concurso de acreedores para liquidar el activo”, los trabajadores “cobrarían con el resultado de la venta”, para lo que primero es necesario “que el juez mercantil admita a trámite el concurso, con la dificultad que tienen ahora los juzgados mercantiles, se nombre a un administrador liquidador y después de una serie de tramites se venda el edificio”.

Los trabajadores solicitaban en la negociación la aplicación de “un ERTE por un periodo de tres meses con el objetivo de revitalizar la fundación, durante el que se nombrara a un director y se realizara un plan de viabilidad”, indica el letrado.

En la carta de despido remitida a los trabajadores, la dirección del centro señala que “la Fundación se encuentra en una situación de desequilibrio financiero que se ha visto agravada en este primer trimestre, al haber percibido un importe menor en subvenciones”, durante el que contabilizan unas “pérdidas de 101.519,83 euros”.

En este sentido, la dirección del centro añade que “el convenio que tenía suscrito con el Ayuntamiento de Alcalá del año 2017 venció el 31 de diciembre de 2019”.

Desde mediados de enero último hasta la declaración del estado de alarma por la pandemia de coronavirus los trabajadores de la Fundación Número 1 se concentraron cada semana frente al Ayuntamiento de Alcalá de Henares para solicitar el mantenimiento de sus empleos y del centro.

Suárez Machota denuncia que por parte del equipo de Gobierno de Alcalá ha existido “una obsesión por cerrar el centro y liquidar la fundación”, que el cierre obedece a "una decisión política” y que “los trabajadores van todos a la calle con una mano delante y otra detrás”.

 
Noticias relacionadas

    No se ha podido acceder al contenido, vuelve a intentarlo más tarde.
PUBLICIDAD
<< >> Enero 2022
L M X J V S D
          1 2
3 4 5 6 7 8 9
10 11 12 13 14 15 16
17 18 19 20 21 22 23
24 25 26 27 28 29 30
31            
Búsqueda por días
Introduce la fecha
PUBLICIDAD