20-05-2020 / 17:42 h EFE

El balance de ancianos fallecidos que vivían en la Casa Asilo de Sant Andreu, de Barcelona, se eleva a 58 por la pandemia del coronavirus, según han informado fuentes de este centro geriátrico.

El último fallecimiento por la COVID-19 se produjo el pasado día 17 de abril, han asegurado desde la Casa Asilo, aunque a finales de la semana pasada murió una mujer que vivía desde hacía años en este centro pero no por coronavirus.

Actualmente, son 75 las personas mayores que viven en la Casa Asilo, otras 14 siguen ingresadas en el centro sociosanitario Isabel Roig, en el mismo distrito de Sant Andreu, debido a la fragilidad de su estado de salud y tres más están en casa de sus familiares.

Las mismas fuentes han precisado que responsables del centro de atención primaria Casernes, que ha prestado apoyo sanitario a este centro desde que el departamento de Salud asumió la atención a las residencias de ancianos, a partir de ahora irán espaciando sus visitas.

La Casa Asilo está regida por una Fundación del mismo nombre, que pertenece a la congregación de religiosas de la Sagrada Familia, que fundaron esta residencia de ancianos el año 1865 a causa de una epidemia de cólera que tuvo una gran afectación en el entonces pueblo independiente de Sant Andreu de Palomar y que hoy es uno de los distritos de Barcelona.

 
Noticias relacionadas

    No se ha podido acceder al contenido, vuelve a intentarlo más tarde.
PUBLICIDAD
<< >> Octubre 2022
L M X J V S D
          1 2
3 4 5 6 7 8 9
10 11 12 13 14 15 16
17 18 19 20 21 22 23
24 25 26 27 28 29 30
Búsqueda por días
Introduce la fecha
PUBLICIDAD