26-05-2020 / 13:21 h EFE

La Diputación de Álava destinará 29 millones de euros dentro del plan de recuperación económica del territorio, "PlanA", para hacer frente a la crisis provocada por la COVID-19 mediante 50 medidas de carácter económico, financiero y fiscal, así como de incentivación del consumo local.

El diputado general de Álava, Ramiro González, ha sido el encargado de presentar este martes este "plan de choque" que centra su estrategia en "la alianza entre sectores y el consumo local", ya que para salir de la crisis "es hora de creer en el potencial del territorio" y "apostar por Álava".

El plan de recuperación movilizará un total de 29 millones de euros, "18,3 de forma directa y 10,7 de forma indirecta", a los que el diputado general ha sumado otros 248,5 millones de euros que inyectará la Hacienda alavesa, a través de "aplazamientos de pagos de impuestos" y "desgravaciones" para dotar de liquidez a empresas y familias.

Todo ello dentro de un contexto de caída económica en el que las previsiones apuntan a una rebaja de "entre el 20-22 %" de la recaudación que hará que los presupuestos se vean reducidos en "100 millones de euros" por lo que "tocará posponer proyectos y controlar el gasto" para que sea una recuperación "en igualdad y sin dejar a nadie atrás".

Álava invertirá 11,5 millones de euros para "pymes y autónomos" con el fin de dotarles de liquidez y financiación, así como de inversiones directas, avales y apoyo específico a la digitalización y 1 millón de euros para promocionar el empleo, que contempla ayudas a las empresas y desgravaciones fiscales para las que hagan contrataciones indefinidas, con especial énfasis "en las mujeres y los mayores de 45 años".

Además, se llevará a cabo una inyección de liquidez a través del aplazamiento y ampliación de los periodos de pago de impuestos en el territorio y se aplicará un porcentaje mayor en las deducciones de algunos impuestos para las pequeñas y medianas empresas.

"PlanA" recoge también "desgravaciones fiscales" para reformas de viviendas, comunidades e instalaciones eléctricas, e incluye ventajas fiscales para la "promoción del mecenazgo" en donaciones de particulares y empresas destinadas al ámbito socio-sanitario, así como en actividades de interés cultural, medioambiental, científico y deportivo.

La Diputación alavesa destinará 718.000 euros en ayudas directas al comercio alavés, a través de "bonos al consumo" para incentivar el comercio local e inversiones en digitalización y seguridad sanitaria.

En cuanto al sector turístico, Álava invertirá 1,5 millones de euros para animar a la ciudadanía alavesa a "redescubrir el territorio", mediante bonos-turismo y subvenciones directas que promocione el "turismo interno".

El sector agroalimentario contará con una inyección de 1,6 millones de euros destinados principalmente al sector vitivinícola con acciones para "reactivar su consumo", recuperar las relaciones comerciales, crear una plataforma de venta online y líneas de financiación a través del "canal Horeca".

Asimismo, se dotará de ayudas fiscales y subvenciones directas al sector ovino y caprino, así como bonos de compra para incentivar "el consumo local en origen".

Por último, la Diputación dedicará 1 millón de euros en "proyectos de sostenibilidad ambiental" y otro millón de euros para "la creación y la cultura" con subvenciones a empresas, la elaboración de un plan de desarrollo de eventos ante la nueva situación y bonos culturales.

"Un plan desde Álava y para Álava", ha manifestado González, quien ha destacado la importancia de "pedir un Rioja en el bar de nuestro barrio" o "reservar las vacaciones en un agroturismo alavés", ya que "cada decisión de consumo que tomemos va a afectar a nuestra economía".

 
Noticias relacionadas

    No se ha podido acceder al contenido, vuelve a intentarlo más tarde.
PUBLICIDAD
<< >> Julio 2022
L M X J V S D
        1 2 3
4 5 6 7 8 9 10
11 12 13 14 15 16 17
18 19 20 21 22 23 24
25 26 27 28 29 30 31
Búsqueda por días
Introduce la fecha
PUBLICIDAD