29-05-2020 / 12:00 h EFE

El gobierno de Cantabria se ha sumado hoy el acuerdo firmado entre el comité y la dirección de Nissan para impulsar la planta de Los Corrales de Buelna y garantizar el mantenimiento del empleo a través de un plan de competitividad para el periodo 2020-2023.

El ejecutivo regional participará en un grupo de trabajo que se constituirá "con carácter inmediato" para definir, evaluar y acordar un marco de colaboración conjunto y diseñar el plan antes del 26 de junio, para remitirlo a la sede central de Nissan con el fin de que valide las inversiones y compromisos antes del 24 de julio, según ha informado en un comunicado.

El presidente de Cantabria, Miguel Ángel Revilla, ha firmado un documento por el que se adhiere al acuerdo alcanzado entre la dirección y el comité de empresa, que prevé la presentación en junio del plan para asegurar la continuidad de la planta y su crecimiento a largo plazo, un día después del anuncio del cierre de la fábrica de Barcelona.

Según el gobierno de Cantabria, con la firma de este documento ha "formalizado" su implicación en el plan, un compromiso, dice, que representa "un nuevo paso adelante en el trabajo que el Ejecutivo y la compañía han desarrollado conjuntamente en los últimos meses para preservar el futuro de la factoría cántabra".

Tanto la empresa como los trabajadores y el gobierno cántabro coinciden en la importancia de Nissan como "motor empresarial y económico de Cantabria", y en concreto del valle de Buelna.

Nissan es la segunda mayor industria de la región por número de trabajadores, 535, con múltiples subcontratas entre empresas locales regionales, en un sector que representa casi una cuarta parte del PIB industrial de la comunidad autónoma, considerado de gran desarrollo tecnológico e innovador y como potencialmente exportador, dado que España es uno de los grandes productores mundiales de automóviles, señala el acuerdo.

El documento constata que para Nissan, entre todas las fábricas del grupo en Europa, la planta cántabra tiene "las características adecuadas" para mantener su estructura productiva y favorecer un crecimiento constante y sostenido en el futuro, "con la puesta en marcha de las acciones de inversión y desarrollo necesarias".

El plan de competitividad incluirá "importantes inversiones y la puesta en marcha de proyectos que supondrán un aumento de la carga de trabajo" de la factoría cántabra, para lo que la empresa ha solicitado formalmente la colaboración tanto del gobierno de Cantabria como del Ministerio de Industria y el comité.

El primer paso será la constitución del grupo de trabajo que cerrará el proyecto en junio, con dos objetivos prioritarios: mantener el actual nivel de empleo en Los Corrales de Buelna y mejorar el coste de producción por unidad un 28 %, para posicionar a la planta cántabra en el “top” de las que forman la alianza Renault-Nissan-Mirsubishi.

Para alcanzar esos objetivos serán necesarias medidas encaminadas a mejorar la productividad, simplificar los procedimientos y organización operacional, mejoras en materias primas y modernización del convenio colectivo.

Asimismo, están previstas inversiones para el mantenimiento y modernización de la planta, el impulso de los rendimientos por digitalización, la localización y atracción de nuevos proyectos, la mejora de las principales líneas de actividad y el estudio de los requisitos para introducir el aluminio de fundición en el futuro.

Los proyectos que se concreten en el plan de competitividad accederán a los mecanismos de ayudas públicas al máximo nivel legal permitido, conforme a los procedimientos establecidos.

 
Noticias relacionadas

    No se ha podido acceder al contenido, vuelve a intentarlo más tarde.
PUBLICIDAD
<< >> Junio 2021
L M X J V S D
  1 2 3 4 5 6
7 8 9 10 11 12 13
14 15 16 17 18 19 20
21 22 23 24 25 26 27
28 29 30        
Búsqueda por días
Introduce la fecha
PUBLICIDAD