04-06-2020 / 11:22 h EFE

La Asociación de Ferias Aragonesas (AFA) ha comenzado a preparar el escenario post COVID-19 y uno de los objetivos que se ha marcado es el de empezar a trabajar en un protocolo de seguridad común para la organización de ferias, congresos y eventos.

La junta directiva de la AFA mantuvo una reunión telemática con la directora general de Comercio y Ferias del Gobierno de Aragón, Eva Fortea, para compartir un análisis de la situación del sector ferial aragonés como consecuencia de la crisis de la pandemia de la COVID-19 y cómo se afronta el futuro por parte de los organizadores de ferias y por el propio Gobierno de Aragón.

En la reunión participaron el presidente de AFA, José Luis Jericó, y los representantes de las ferias de Zaragoza (Rogelio Cuairán), Barbastro (Ixeia Lacau), Sariñena (Valeriano Tella), Alcañiz (Montse Piquer) y Calamocha (Raquel Rubira), además del jefe de servicio de Ferias del Gobierno de Aragón, Jesús Santander, informa la asociación en una nota de prensa.

Eva Fortea pudo conocer de primera mano la visión de los organizadores de ferias en esta crisis del coronavirus cuya consecuencia ha sido que la mayoría de los organizadores han suspendido las ferias que estaban previstas antes del verano: unos las han traslado al final de 2020 y otros directamente al año 2021.

Una de las principales preocupaciones de los miembros de AFA es la incertidumbre respecto a la evolución de la pandemia y de cómo puede afectar esto a la organización de sus eventos.

Del mismo modo, las ferias aragonesas solicitan protocolos claros de seguridad para la organización de sus respectivos certámenes y la directora general de Ferias mostró su disposición a colaborar con AFA en la elaboración de ese protocolo común para todas las ferias, que luego debería ser validado por las autoridades sanitarias. De hecho, ya se ha empezado a trabajar en el borrador de protocolo.

Los miembros de AFA trasladaron a Fortea su preocupación por las inversiones que tendrán que hacer en sus respectivos pabellones y recintos feriales para adecuarlos a las nuevas condiciones sanitarias y solicitaron que, si es posible, el Gobierno de Aragón arbitre una línea de ayudas para financiar estas adecuaciones.

También indicaron que sería conveniente incentivar la participación de los expositores a través de subvenciones que contribuyeran a aligerar los gastos de participación en una feria.

La realización de campañas de promoción de las ferias aragonesas también se propuso como una de acciones dirigidas a visualizar la importancia del sector ferial para la economía aragonesa.

Todas estas iniciativas fueron bien acogidas por la dirección general de Comercio y Ferias, pero quedan a expensas de la disponibilidad presupuestaria.

José Luis Jericó, presidente de AFA, propuso que la jornada técnica, prevista para octubre, que en 2020 estaba prevista a organizar se dedique a reflexionar sobre el futuro de las ferias en Aragón tras la crisis de la COVID-19.

Las conclusiones de esta jornada técnica, señala José Luis Jericó, "serían una base magnífica para el nuevo plan estratégico de AFA que tendremos que elaborar en 2021".

 
Noticias relacionadas

    No se ha podido acceder al contenido, vuelve a intentarlo más tarde.
PUBLICIDAD
<< >> Junio 2022
L M X J V S D
    1 2 3 4 5
6 7 8 9 10 11 12
13 14 15 16 17 18 19
20 21 22 23 24 25 26
27 28 29 30      
Búsqueda por días
Introduce la fecha
PUBLICIDAD