16-06-2020 / 11:51 h EFE

La presidenta del Gobierno de La Rioja, Concha Andreu, ha asegurado este martes que "una sociedad justa socialmente es una sociedad fuerte y requiere de tener unas bases solidas sociales".

Andreu ha pronunciado estas palabras en la firma de llos convenios de Servicios Sociales con los ayuntamientos de Calahorra, Rincón de Soto, Agoncillo, Murillo, Nájera, Aldeanueva, Alfaro, Arnedo, Santo Domingo y Haro, cuyo importe global asciende a 2,6 millones, para atender las necesidades más urgentes derivadas de la COVID-19.

La presidenta ha asegurado que en la rueda informativa posterior a la conferencia de presidentes, celebrada el pasado domingo, 14 de junio, todos los presidentes autonómicos coincidieron en que "la pandemia de la COVID-19 nos ha puesto a las administraciones ante problemas tan importantes que nos ha obligado a tomar decisiones a la fuerza".

Esta pandemia, ha dicho, "ha demostrado que los servicios sanitarios, el apoyo de los Cuerpos y Fuerzas de Seguridad del Estado y los servicios sociales son claves para que en estas situaciones críticas nadie quede atrás".

"Cuando llegué al Gobierno -ha proseguido-, tuve claro que era la presidenta de lo público y que el dinero público y los impuestos de todos los riojanos deben revertir de manera real en los riojanos", algo que entiende que ha quedado patente en esta pandemia.

Ha defendido la necesidad de tener suficiente partida económica para afrontar las necesidades más acuciantes de los colectivos vulnerables ante esta crisis y, partir de ahí, "ser eficientes en la gestión de los fondos".

En este contexto, ha afirmado que "el Ingreso Mínimo Vital es una prueba de que el Gobierno de España piensa en no dejar a nadie atrás y en apoyar a los ciudadanos en situaciones que, de repente, se encuentran al límite de pobreza, han perdido el control de sus vidas o han perdido el trabajo".

Por ello, este convenio, ha recalcado, "está pensado en las personas que más lo necesitan" y "es fundamental que las administraciones públicas atiendan estas necesidades".

La consejera de Servicios Sociales y a la Ciudadanía, Ana Santos, ha afirmado que el Gobierno apuesta por la prevención y los servicios de proximidad a través de servicios municipales.

La emergencia provocada por la COVID-19 ",ha dicho, está teniendo un gran impacto sobre los servicios sociales y los Ayuntamientos se enfrentan a la gestión de distintas problemáticas sociales con voluntad, agilidad y, en muchos casos, imaginación".

Santos ha informado de que este año se han destinado 10,3 millones de euros a atender programas de servicios sociales, que representan un aumento del 11,20 por ciento sobre el ejercicio anterior.

A los 2,6 millones de euros recogidos en este convenio, se sumarán 151.924 que se destinarán al Ayuntamiento de Lardero -con un incremento superior al 90 %- y 2.025.000, al de Logroño, que se firmarán en los próximos días, ha indicado la consejera.

También ha dicho que para el Gobierno riojano "todos los ayuntamientos merecen la misma importancia y han sido tratados igual, de forma que los convenios contienden programas ordinarios con seis proyectos, entre ellos el servicio de ayuda a domicilio" y otros programas extraordinarios.

La alcaldesa de Calahorra, Elisa Garrido, y el alcalde de Santo Domingo de la Calzada, David Mena, en representación del resto de sus homólogos que han firmado el convenio, han expresado su gratitud al Ejecutivo por estas partidas, que les permiten, han dicho, atender y sufragar las necesidades más importantes, que, con urgencia, ha habido que atender a raiz de esta pandemia.

 
Noticias relacionadas

    No se ha podido acceder al contenido, vuelve a intentarlo más tarde.
PUBLICIDAD
<< >> Enero 2022
L M X J V S D
          1 2
3 4 5 6 7 8 9
10 11 12 13 14 15 16
17 18 19 20 21 22 23
24 25 26 27 28 29 30
31            
Búsqueda por días
Introduce la fecha
PUBLICIDAD