17-06-2020 / 18:31 h EFE

La Audiencia Provincial de Sevilla ha denegado la petición de suspender el juicio con jurado popular contra los siete acusados del triple crimen ocurrido en Dos Hermanas en 2017, en el que murieron una mujer, su hija de seis años y la pareja de la primera, y mantiene su inicio para el 22 de junio.

El abogado que representa al padre de la niña pidió el 12 de junio la suspensión alegando que padece una enfermedad que le impide asistir a las sesiones del juicio, en el que la Fiscalía pide un total quince condenas de prisión permanente revisable, tres por cada asesinato para cinco de los encausados.

Cinco de los acusados se adhirieron a la petición, mientras que la Fiscalía y cuatro acusaciones particulares se opusieron.

La misma representación presentó este martes otro escrito en el que reiteraba la "imposibilidad absoluta" del letrado para acudir a la Audiencia y admitía la posibilidad de que un compañero de despacho defendiese al cliente "siempre y cuando se le otorgue un tiempo prudencial" para preparar el juicio, según explica el magistrado-presidente del Tribunal del Jurado.

En un auto dictado este miércoles y facilitado por la oficina de comunicación del Tribunal Superior de Justicia de Andalucía (TSJA), el magistrado Juan Romeo replica que el "requisito indispensable" para suspender el juicio sería que se tratase de "una enfermedad repentina", pero consta que el abogado sufre el problema "al menos" desde el 17 de abril, "casi dos meses antes de pedir la suspensión".

Según el juez, "no se causa indefensión" al padre de la víctima porque las conclusiones provisionales de su representante legal coinciden con las del Ministerio Público, por lo que "será debidamente defendido en su calidad de perjudicado por dicha Fiscalía".

El magistrado también considera que el ofrecimiento del compañero de despacho "es de agradecer" y resalta que este abogado ya ha participado en otros actos de este proceso, el último de ellos la vista de excusas de candidatos al jurado celebrada el 29 de mayo.

Otro motivo para denegar la suspensión, según el juez, es "el estrés y la angustia" que viven los familiares de las víctimas y la situación de prisión provisional de seis acusados, que "se alargaría en el tiempo" si se suspende el juicio porque la agenda está "saturada hasta diciembre" de este año y el nuevo señalamiento sería para enero de 2021.

Además, como argumentó la fiscal, en caso de suspensión habría sido "baldío" el trabajo realizado para preparar una vista en la que hay catorce partes personadas y casi cien testigos y peritos y que generará un importante dispositivo de seguridad.

El magistrado, además, explica que la solicitud se presentó fuera de plazo.

Los acusados en este caso son R.G.H., alias El Pollino; su esposa, E.F.H; su padre, R.G.G., alias El Cabo; su madre, J.H.J.; otra mujer, M.M.O.; y los dos hombres contratados para el secuestro de las víctimas, el monitor de boxeo D.R.H.P. y su amigo J.A.M.B.

La Fiscalía pide tres penas de prisión permanente revisable para El Pollino, su mujer, su padre, el monitor y J.A.M.B., mientras que los siete procesados serán juzgados de modo genérico por detención ilegal, asesinato, encubrimiento y tenencia ilícita de armas.

El inicio del juicio estaba previsto para el 4 de mayo, pero se aplazó debido a la paralización provocada por la crisis del coronavirus.

 
Noticias relacionadas

    No se ha podido acceder al contenido, vuelve a intentarlo más tarde.
PUBLICIDAD
<< >> Junio 2022
L M X J V S D
    1 2 3 4 5
6 7 8 9 10 11 12
13 14 15 16 17 18 19
20 21 22 23 24 25 26
27 28 29 30      
Búsqueda por días
Introduce la fecha
PUBLICIDAD