23-07-2020 / 13:30 h EFE

id, 23 jul (EFECOM).- El Instituto de Estudios Económicos (IEE) prevé que el PIB pueda desplomarse entre el 17 % y el 20 % en el segundo trimestre del año con respecto al primero, por lo que ha recomendado no subir los impuestos para no dañar el crecimiento económico, así como mantener la vigencia de los avales del ICO y de los ERTE vinculados a la COVID-19.

El informe semestral del IEE, publicado este jueves, señala que la caída del PIB en 2020 rondará el 11 % en tasa interanual, siempre que no haya rebrotes significativos en otoño y ha estimado que en 2021 la economía crecerá el 5,5 % y estará "muy lejos" de recuperar el terreno perdido este año.

La tasa de paro será del 20,5 % en 2020 y del 22 % en 2021, mientras que el déficit público cerrará en el 11,5 % del PIB este año y en el 7,5 % el que viene, según el informe.

La deuda pública el próximo año se situará en el entorno del 120 % y según el presidente del IEE, Íñigo Fernández de Mesa, será necesario diseñar un plan de consolidación fiscal a medio plazo para atajar el elevado déficit estructural que tiene la economía española.

Fernández de Mesa ha explicado que en 2020 el déficit será muy elevado ante una situación excepcional que debe evitar una catástrofe social y que, en este sentido, España cuenta con el apoyo europeo, pero ha puntualizado que el endeudamiento estructural del 5,5 % del PIB hay que corregirlo superada la crisis de la COVID-19.

Además, entre sus recomendaciones incluyen el bajar impuestos, más que subirlos, tal como han hecho algunos países del entorno europeo, así como reformar un marco tributario para no generar desincentivos fiscales a las empresas.

"Intentar cerrar la brecha de recaudación con Europa mediante subidas normativas de impuestos de hasta seis puntos sobre el PIB, no solucionaría el problema a medio plazo, en cuanto que podrían provocar una contracción de la actividad de hasta 10 puntos de PIB y una destrucción del orden de 2 millones de empleos", puntualiza el estudio.

El presidente del IEE ha añadido que el crecimiento del PIB estará muy vinculado al uso "eficiente" de los 140.000 millones de euros provenientes del Fondo europeo para la Reconstrucción, ya que "si el dinero genera reformas, el impacto sera mayor".

Afirma que los fondos deben llegar a aquellas actividades con mayor potencial de recuperación para que puedan servir de palanca al resto de la economía: ya sea porque son las que más han sufrido por su posición relativamente más sólida, porque tienen un mayor efecto arrastre o porque coinciden con las determinadas como prioritarias por la propia Comisión Europea, como son, por ejemplo, la transición ecológica o la digitalización.

El informe también pide ampliar en el tiempo los avales públicos y las reducciones de cotizaciones sociales vinculadas a los ERTE y cifra en un impacto del 4,2 % en el crecimiento del PIB ambas medidas.

En cuanto a la recuperación de la economía, la curva del PIB será en "V asimétrica", ya que mientras en el primer trimestre la caída de la actividad ha sido del 5,2 % y en el segundo el IEE prevé un desplome de entre el 17 % y el 20 %, en el tercero podría haber un crecimiento trimestral del 14,5?% y en el cuarto del 2,3?%.

El informe también destaca que el impacto del COVID ha sido más fuerte en España que en otras economías de la Eurozona por las características de la estructura productiva, por el menor tamaño de las empresas, porque el confinamiento y la duración de las restricciones ha sido mucho mayor que en otros países y por las "rigideces" de la economía española.

 
Noticias relacionadas

    No se ha podido acceder al contenido, vuelve a intentarlo más tarde.
PUBLICIDAD
<< >> Mayo 2022
L M X J V S D
            1
2 3 4 5 6 7 8
9 10 11 12 13 14 15
16 17 18 19 20 21 22
23 24 25 26 27 28 29
30 31          
Búsqueda por días
Introduce la fecha
PUBLICIDAD