23-08-2020 / 18:29 h EFE

Uruguay es el único país de Iberoamérica que continuó de manera total con las inspecciones laborales, de tareas administrativas y de seguridad social durante la pandemia por la COVID-19.

Así lo explicó este domingo a Efe el inspector general de Trabajo y Seguridad Social, Tomás Teijeiro, quien destacó que durante estos meses han trabajado de manera "totalmente normal", manteniendo todos los servicios de atención al público y los inspectivos tanto para las actuaciones por denuncias como para las de oficio.

Durante la emergencia sanitaria, declarada en Uruguay el 13 de marzo cuando se detectaron los primeros cuatro casos de COVID-19, en el país sudamericano se llevaron a cabo más de 1.700 inspecciones y se elaboraron más de 3.500 informes técnicos.

Estos números se encuentran por encima del promedio de los de igual período del año pasado, algo que, según apuntó Teijeiro, "es consecuencia de la propia pandemia, que hizo necesario que se ajustara en diversas actividades todos los protocolos para un funcionamiento de acuerdo a la nueva normalidad".

Finalmente, puntualizó que el haber sido el único país de Iberoamérica que continuó de manera total con las inspecciones revela "una gran madurez" de las instituciones en Uruguay.

Además, hizo un reconocimiento a las anteriores autoridades de la Inspección General de Trabajo y de la Seguridad Social y al actual Ministerio de Trabajo y Seguridad Social (MTSS) por su "capacidad de diálogo" y de "integrar a los distintos actores sociales" en el funcionamiento de las relaciones laborales en el país.

Según las cifras difundidas este viernes por el Instituto Nacional de Estadística de Uruguay, la tasa de desempleo en junio en el país ascendió un punto porcentual respecto a mayo (9,7 %) y se situó en el 10,7 %.

Esa tasa supone la más elevada en Uruguay desde agosto de 2006, cuando llegó al 10,9 %.

Si bien la tasa de desempleo había alcanzado el 10,5 % en febrero, desde que se declaró la emergencia sanitaria en el país suramericano por la llegada de la COVID-19, el 13 de marzo, la cifra mensual descendió mes a mes hasta junio, en que volvió a subir.

En cuanto a la tasa de empleo se situó en junio en 53,6 %, 0,7 % superior al mes anterior (52,9 %).

Asimismo, según datos brindados a Efe por el MTSS, en julio, el Banco de Previsión Social (BPS) del país sudamericano pagó subsidios a 145.000 trabajadores que se encuentran en el seguro de paro.

De estos, unos 30.000 lo están de manera parcial, es decir, que cumplen sus funciones por medio horario, sus empleadores les abonan el 50 % del salario y el BPS les da otro 25 %.

 
Noticias relacionadas

    No se ha podido acceder al contenido, vuelve a intentarlo más tarde.
PUBLICIDAD
<< >> Enero 2022
L M X J V S D
          1 2
3 4 5 6 7 8 9
10 11 12 13 14 15 16
17 18 19 20 21 22 23
24 25 26 27 28 29 30
31            
Búsqueda por días
Introduce la fecha
PUBLICIDAD