28-08-2020 / 16:19 h EFE

El sindicato ESK ha denunciado que el Instituto Foral de Bienestar Social (IFBS, dependiente de la Diputación de Álava) no está cumpliendo con la directriz que establece que se deben hacer pruebas PCR a los trabajadores de las residencias que se reincorporan tras las vacaciones con una antelación de 72 horas.

En una nota de prensa, esta central ha afirmado que hay trabajadores que han comenzado su actividad en la atención directa sin haberles realizado la prueba, lo que pone "en riesgo de forma irresponsable a las personas que viven en las residencias y a quienes les cuidan".

ESK ha reclamado a la Diputación alavesa que de forma urgente pida ayuda a Osakidetza para que envíe los equipos necesarios para realizar las pruebas PCR y asegura que la "improvisación y la desorganización" en este asunto está siendo "alarmante".

 
Noticias relacionadas

    No se ha podido acceder al contenido, vuelve a intentarlo más tarde.
PUBLICIDAD
<< >> Noviembre 2020
L M X J V S D
            1
2 3 4 5 6 7 8
9 10 11 12 13 14 15
16 17 18 19 20 21 22
23 24 25 26 27 28 29
30 30          
Búsqueda por días
Introduce la fecha
PUBLICIDAD