17-09-2020 / 18:31 h EFE

El argentino Diego Schwartzman, que se estrenó este jueves en Roma con un triunfo ante el australiano John Millman tras sus tempraneras eliminaciones en el Abierto de Estados Unidos y en Kitzbuhel, reconoció que compitió en las últimas dos semanas con un fuerte dolor en una mano.

"En Estados Unidos la expectativa era ver cómo me sentía, pero la verdad que los partidos en Estados Unidos y luego en Kitzbuhel fueron malos, no estuve en el nivel en el que había estado a principio de año. Obviamente que eso te saca un poco la confianza. Hoy (por este jueves) jugué mucho mejor de lo que venía jugando antes, fue un muy buen partido", dijo Schwartzman tras su victoria en el Foro Itálico.

"Hay cosas que no se ven, yo con (el británico, Cameron) Norrie tuve una caída en el quinto set (del US Open) y recién hace un día y medio puedo jugar sin dolor en la mano. Son cosas que no se ven, uno intenta jugar y quizás lo mejor era no entrar a la cancha. A lo mejor se veía que fallaba veinte reveses en un partido, pero era porque tenía dolor en la mano. Jugar sin dolores, ya esos son avances, me sentí mucho mejor", agregó.

El argentino, semifinalista en Roma el año pasado, reconoció que lo pasó mal a nivel psicológico en los últimos tiempos a causa de sus derrotas.

"Es complicado cuando llevas muchas derrotas, te pasas horas en la cancha intentando corregir un golpe, te pasas horas intentando cambiar la actitud, en un golpe, o fuera de la cancha. Pero cuando entras en un partido está la presión", dijo.

"Al llegar acá empecé a sentir menos dolor y de verdad que desde la caída en el 'US Open' no podía pegar el revés y por más que le ponía buena cara, necesitaba recuperarme de eso", reconoció.

 
Noticias relacionadas

    No se ha podido acceder al contenido, vuelve a intentarlo más tarde.
PUBLICIDAD
<< >> Septiembre 2022
L M X J V S D
      1 2 3 4
5 6 7 8 9 10 11
12 13 14 15 16 17 18
19 20 21 22 23 24 25
26 27 28 29 30 30  
Búsqueda por días
Introduce la fecha
PUBLICIDAD