24-09-2020 / 13:41 h EFE

Las dos médicos forenses que practicaron la autopsia a la víctima del crimen cometido en el hospital de Molina de Segura en mayo de 2017 han dicho este jueves en la cuarta sesión del juicio que se desarrolla en la Ciudad de la Justicia de Murcia ante un jurado popular que una de las tres puñaladas afectó al corazón y a un pulmón.

Las peritos han señalado que mientras las otras los heridas que presentaba el cadáver eran superficiales y no pusieron en riesgo su vida, esta otra sí era de extrema gravedad, hasta el punto de que aunque se prestó asistencia médica al herido en el propio hospital no pudo hacerse nada por evitar el fallecimiento.

En esta nueva sesión del juicio, que continuará este viernes con las conclusiones y los informes de las partes, se ha procedido también a reproducir las imágenes de los hechos captadas por las cámaras de vigilancia del centro hospitalario.

En las mismas se observa cómo el procesado, R.J., entra corriendo en el hospital y golpea a una de las chicas que momentos antes se habían peleado con su hermana, que se defiende al coger un extintor.

Segundos después, y como el propio acusado reconoció en la primera sesión del juicio, en la que mostró su arrepentimiento, clavó en tres ocasiones el cuchillo que había recogido en su casa a un hombre que esperaba a que su hijo fuera operado y que trató de defender a la chica.

 
Noticias relacionadas

    No se ha podido acceder al contenido, vuelve a intentarlo más tarde.
PUBLICIDAD
<< >> Junio 2022
L M X J V S D
    1 2 3 4 5
6 7 8 9 10 11 12
13 14 15 16 17 18 19
20 21 22 23 24 25 26
27 28 29 30      
Búsqueda por días
Introduce la fecha
PUBLICIDAD