29-09-2020 / 21:30 h EFE

Un jurado popular ha declarado hoy culpable de asesinato a la pareja acusada de matar a pedradas a un hombre de 45 años, natural de Bigastro y vecino de Orihuela (Alicante), cuyo cuerpo sin vida apareció en 2018 en un descampado de la provincia almeriense.

En su veredicto, leído este martes en la Audiencia Provincial de Almería, el jurado ha considerado probado que la acusada C. M. G, y el acusado M. J. C. se hallaban alrededor del 12 de julio del 2017 junto a la víctima en una chabola ubicada en el barrio de El Zapillo de la capital almeriense.

Los jurados han considerado probado que la mujer tuvo, con la intención de "causar a la víctima una muerte cierta y sorpresiva, en una situación de indefensión" al encontrarse sentado en el suelo intentando ponerse los pantalones, lo golpeó en la cabeza con una piedra.

"Ejecuta el primer golpe sobre la víctima, sentado en el suelo, de espalda hacia ella, recibe el golpe de C.M.G. en la parte superior del cráneo, y posteriormente dicha acusada propina más golpes a la víctima, aceptando como veraz la declaración sobre los hechos dada por M. J. C., respaldadas por las declaraciones dadas por los agentes de la Guardia Civil y facultativos de criminalística", han dicho.

Han dado credibilidad así al relato de M. J. C. y de un testigo que durante la vista oral manifestó que "la acusada en una ocasión le amenazó diciéndole: que lo va a enterrar en el mismo sitio que el chiquitín, debajo del puente".

Apuntan así que el hombre murió a consecuencia de los golpes recibidos en diferentes partes del cráneo, debido a un traumatismo cráneo-encefálico, y que fue C. M. G. la que realizó "personalmente" la agresión.

Han destacado que, de acuerdo al citado testigo, sabía que la víctima había fallecido, así como el lugar donde se encontraba escondido el cadáver, "sin que en ningún momento comunicase a las autoridades tal hecho o circunstancia, dando lugar a que transcurra casi un año a que se encuentre el cadáver".

Sobre M .J. C., han considerado probada su versión por la que consideran que con intención de "de causarle a la víctima una muerte cierta, aprovechando que se encontraba caído en el suelo -tras la agresión de la acusada- y sin poder repeler la agresión", le dio varios golpes en la cabeza.

"El acusado acepta los hechos antes descritos, declarándose como autor de los golpes propinados a la víctima, aunque no siendo el autor del primer golpe, habiendo colaborado con los agentes de la Guardia Civil en la averiguación de los hechos, incluyendo la localización del cadáver, así como en sus declaraciones ante el juzgado", han destacado.

También apuntan que, antes de ser investigado judicialmente, el hombre colaboró con las autoridades en el esclarecimiento de los hechos, "poniendo de manifiesto el lugar en el que se encontraba el cuerpo, así como la forma en que ocurrieron".

Tras esto, el Ministerio Público ha solicitado 20 años de prisión para C. M. G. por un delito de asesinato, reclamando 14 años para M. J. C., al tener en cuenta las diferentes atenuantes probadas por el jurado popular.

 
Noticias relacionadas

    No se ha podido acceder al contenido, vuelve a intentarlo más tarde.
PUBLICIDAD
<< >> Octubre 2021
L M X J V S D
        1 2 3
4 5 6 7 8 9 10
11 12 13 14 15 16 17
18 19 20 21 22 23 24
25 26 27 28 29 30  
Búsqueda por días
Introduce la fecha
PUBLICIDAD