08-10-2020 / 14:23 h EFE

El obispo emérito de Ciudad Real Antonio Algora continúa sedado y en estado grave en la Unidad de Cuidados Intensivos del Hospital de La Paz de Madrid, con una evolución similar a la de la pasada semana.

Así lo ha dado a conocer este jueves la Diócesis de Ciudad Real en una nota, donde señala que el equipo médico sigue pendiente de la respuesta al tratamiento que le han administrado, después de que ingresará en el hospital el pasado 20 de septiembre con una neumonía bilateral provocada por la COVID-19.

En la madrugada del día 22, sufrió un empeoramiento que motivó los tratamientos críticos y, desde entonces, la evolución es lenta, han señalado las mismas fuentes, que han pedido que a los feligreses de la Diócesis que sigan rezando por el obispo y por todos aquellos que sufren alguna enfermedad.

 
Noticias relacionadas

    No se ha podido acceder al contenido, vuelve a intentarlo más tarde.
PUBLICIDAD
<< >> Septiembre 2022
L M X J V S D
      1 2 3 4
5 6 7 8 9 10 11
12 13 14 15 16 17 18
19 20 21 22 23 24 25
26 27 28 29 30 30  
Búsqueda por días
Introduce la fecha
PUBLICIDAD