26-10-2020 / 13:33 h EFE

La Conselleria de Medio Ambiente y Territorio ha informado este lunes que el canon de residuos se implantará a partir del 1 de julio de 2021 para gravar la deposición en vertedero y el tratamiento mediante incineración de la fracción "resto" de los residuos domésticos o municipales.

A través de un comunicado, la conselleria ha destacado que este canon se aplicará con carácter "singular e insularizado", es decir, el canon solo tendrá como objetivo "financiar proyectos que contribuyan a mejorar la gestión de los residuos.

"Lo que se recaude en una isla se reinvertirá en esa misma", ha subrayado este departamento.

Además, las tarifas aumentarán de forma progresiva y partirán de un punto de partida "prácticamente simbólico", de entre 1 a 4 euros por tonelada, debido a la situación provocada por la covid-19.

El director general de residuos y educación ambiental, Sebastià Sansó, ha explicado que el canon se ha diseñado siguiendo la filosofía de "quien contamina, paga", por eso, se grava únicamente el vertido y la incineración con el objetivo de bonificar las buenas prácticas.

El Govern balear señala que continúa desplegando la Ley de Residuos aprobada por el Parlament en enero de 2019, una norma que prevé que, en caso de que en 2020 no se cumplan los objetivos marcados por la normativa vigente, el Ejecutivo autonómico debe impulsar el establecimiento de un canon.

La conselleria señala que las islas están lejos todavía de lograr los objetivos de esta ley, que tiene entres sus prioridades la disminución de residuos municipales y comerciales en un 9 % antes del año 2021 y un 19 % antes del 2030, así como reducir a la mitad el despilfarro alimentario antes de 2030.

 
Noticias relacionadas

    No se ha podido acceder al contenido, vuelve a intentarlo más tarde.
PUBLICIDAD
<< >> Agosto 2022
L M X J V S D
1 2 3 4 5 6 7
8 9 10 11 12 13 14
15 16 17 18 19 20 21
22 23 24 25 26 27 28
29 30          
Búsqueda por días
Introduce la fecha
PUBLICIDAD