05-11-2020 / 14:19 h EFE

El alto representante de la Unión Europea (UE) para la Política Exterior, Josep Borrell, lamentó este jueves la demolición por parte de Israel de un pueblo beduino en Cisjordania e instó a ese país a garantizar los derechos de los niños, también a la educación.

"Esta demolición a gran escala confirma una vez más la lamentable tendencia de confiscaciones y demoliciones desde el comienzo del año", indicó un portavoz de Borrell a través de un comunicado.

La representación de la ONU en los territorios palestinos ocupados denunció el miércoles la demolición de ese pueblo, que ha dejado sin hogar a 73 personas, incluidos 43 menores, en plena pandemia de coronavirus.

El representante comunitario destacó que este acontecimiento llega después de la demolición de una escuela palestina en la comunidad de Ras Al-Teen, en el centro de Cisjordania, que había sido cofundada por la UE y varios de sus Estados miembros.

Según dijo, hay actualmente hasta 52 escuelas palestinas "bajo amenaza de demolición", y recordó que el Consejo de la UE ha llamado previamente a la protección de los niños, lo que incluye "garantizar su derecho a la educación en un entorno escolar seguro".

"La educación es un derecho humano básico que debería protegerse y mantenerse", comentó.

Además, dejó claro que este tipo de acciones constituyen "un impedimento para la solución de dos Estados", y reiteró el llamamiento de la UE a Israel de que detenga todas esas demoliciones, entre ellas las de estructuras financiadas por la Unión, "en particular a la luz del impacto humanitario de la actual pandemia de coronavirus", concluyó.

 
Noticias relacionadas

    No se ha podido acceder al contenido, vuelve a intentarlo más tarde.
PUBLICIDAD
<< >> Septiembre 2021
L M X J V S D
    1 2 3 4 5
6 7 8 9 10 11 12
13 14 15 16 17 18 19
20 21 22 23 24 25 26
27 28 29 30 30    
Búsqueda por días
Introduce la fecha
PUBLICIDAD