10-11-2020 / 16:01 h EFE

La Plataforma de Estudiantes de Tenerife ha pedido este martes la dimisión de la rectora de la Universidad de La Laguna (ULL), Rosa Aguilar, por su “negligencia” y “nulo compromiso” ante la detención hace una semana de dos manifestantes, uno de ellos alumno de la institución, tras una carga policial por fuera de la Facultad de Bellas Artes, entre otros motivos.

Un grupo “significativo” de estudiantes, según han informado en una nota de prensa, se encuentra así encerrado en el rectorado de la ULL como forma de protesta ante los disturbios que la semana pasada sucedieron en la Facultad de Bellas Artes tras la simulación del derrumbamiento de un edificio en el que intervino la Unidad Militar de Emergencia, guardias civiles y policías nacionales.

“Estamos aquí por necesidad, por las alumnas que están, y por las que no pueden estar, ahogadas por matrículas excesivas, cámaras inservibles, acosadores en nuestras aulas, falta de personal docente y abuso policial. Estamos aquí acampados y nos encerramos para pedir la dimisión de la rectora”, han añadido los estudiantes.

La ULL cedió a finales del mes pasado los aparcamientos de la Facultad de Bellas Artes al ayuntamiento de La Laguna para la simulación del derrumbamiento de un edificio como parte del I Congreso de Seguridad y Turismo (Cosetur).

Pero el consistorio no especificó que dicha maniobra incluiría detonaciones, humo y ruidos, lo que llevó posteriormente a Rosa Aguilar a plantearse un cambio en el protocolo de cesión de espacios a terceras instituciones.

La rectora calificó asimismo de “desmedida” la carga policial que se produjo tras la simulación, cuando agentes policiales golpearon a manifestantes congregados por fuera de la Facultad de Bellas Artes como protesta ante presencia armada en las instalaciones universitarias.

Tanto la exhibición militar en terrenos universitarios como la carga policial suponen para la Plataforma de Estudiantes una falta a la memoria histórica y a la tradición antimilitarista que finalizó, además, con la detención de dos manifestantes.

Un asunto sobre el que Rosa Aguilar, en opinión de los portavoces estudiantiles, solo ha trabajado para “tirar balones fuera” y lavar su imagen, sin asistir a los represaliados ni “depurar responsabilidades”.

“Exigimos a la Universidad el seguimiento del caso y que trabaje hasta la absolución de los detenidos y su retirada de cargos”, han agregado, porque entienden que la ULL es la institución “directamente responsable” de los hechos de la semana pasada.

La plataforma entiende también que Aguilar incumplió el acuerdo bilateral de la ULL con el Gobierno de Canarias por el cual se eximía al alumnado del pago de segundas y sucesivas matrículas ante la “profunda crisis económica” que ha producido la pandemia por COVID-19 y que, por lo tanto, la institución debe reembolsarles esas cantidades.

Han recordado en esa línea que la universidad padece un “penoso” ratio de 45 % de abandono entre sus alumnos, una cifra que ilustra el “lamentable” funcionamiento estructural.

Y reprochan asimismo a la rectora que invirtiera más de 3 millones de euros en material electrónico cuando en un principio estaban destinados a ampliar la plantilla docente.

“En su corto mandato ha acumulado ya demasiadas polémicas”, rematan, antes de concluir con un llamamiento a todos los estudiantes para apoyar las movilizaciones: “nos toca y atraviesa a todas”, concluyen.

 
Noticias relacionadas

    No se ha podido acceder al contenido, vuelve a intentarlo más tarde.
PUBLICIDAD
<< >> Mayo 2021
L M X J V S D
          1 2
3 4 5 6 7 8 9
10 11 12 13 14 15 16
17 18 19 20 21 22 23
24 25 26 27 28 29 30
31            
Búsqueda por días
Introduce la fecha
PUBLICIDAD