10-12-2020 / 16:50 h EFE

La presidenta de la Autoridad Independiente de Responsabilidad Fiscal (AIReF), Cristina Herrero, ha afirmado este jueves, sobre la semana laboral de cuatro días que estaría analizando el Gobierno, que "no es el momento de aplicar esta medida".

Herrero, quien ha intervenido en los Desayunos Empresariales de NavarraCapital.es con la ponencia titulada "La política fiscal en un momento de incertidumbre", ha considerado que, en todo caso, "una reducción de la jornada debería llevar un ajuste correspondiente en el salario”.

En su intervención, Herrero ha defendido la planificación, la sostenibilidad y la evaluación como herramientas para salir de la crisis en mejores condiciones: “Debemos tener una hoja de ruta que nos indique a dónde queremos llegar”.

Además, ha puesto de relieve la oportunidad de evaluar las políticas fiscales “para aprovechar de forma más eficiente los recursos públicos disponibles”.

Todo ello tras recordar cómo ha sido el último año de una crisis “extrema, global, sincronizada y que, en pocos meses, alcanzó el 80 % del PIB mundial”. Una perturbación “sin precedentes”, que la economía española está sufriendo con mayor severidad que la de otros países.

Herrero ha atribuido esa vulnerabilidad, que se concentró sobre todo en el segundo trimestre del año, al rigor de las medidas de confinamiento aplicadas y a las características propias de España.

Entre estas últimas ha mencionado la dependencia excesiva de la hostelería y el turismo, así como la temporalidad del mercado laboral, que hace especialmente vulnerables a jóvenes y mujeres, y la demografía empresarial, con un gran peso de las pymes, y la irrupción del teletrabajo, para el que "no estábamos preparados”.

Herrero ha alertado del “deterioro significativo” sufrido por las cuentas públicas de 2020 y 2021, que supone un incremento del nivel de deuda que ha achacado a la contundencia aplicada por todas las administraciones en el corto plazo para frenar la pandemia, algo que “va a exigir esfuerzos de consolidación en los años futuros para situar la deuda pública en niveles más cómodos”.

Por ello, ha recomendado a la Administración central implementar una estrategia fiscal nacional a medio plazo: “Si no hacemos un ajuste en estabilización fiscal, hay un riesgo de que la deuda se quede en su actual nivel del 110 % del PIB”.

También ha demandado una gestión de la incertidumbre presupuestaria y en concreto ha pedido adaptar las cuentas a la evolución de la pandemia “evitando incrementos estructurales del gasto”, si no existe la correspondiente financiación.

Respecto a la situación de Navarra, ha apuntado que el impacto de la crisis se dejó notar en sus cuentas públicas “desde el primer momento”, pero en 2022, a diferencia de lo que sucederá a las comunidades autónomas de régimen común, “no tendrá que hacer frente a liquidaciones negativas”.

 
Noticias relacionadas

    No se ha podido acceder al contenido, vuelve a intentarlo más tarde.
PUBLICIDAD
<< >> Octubre 2021
L M X J V S D
        1 2 3
4 5 6 7 8 9 10
11 12 13 14 15 16 17
18 19 20 21 22 23 24
25 26 27 28 29 30  
Búsqueda por días
Introduce la fecha
PUBLICIDAD