11-12-2020 / 10:20 h EFE

cfort (Alemania) 11 dic (EFECOM).- El Bundesbank prevé que la economía alemana se contraerá este año un 5,5 %, menos de lo que había pronosticado en junio (una caída del 7,1 % este año, según cifras ajustadas a los efectos del calendario).

El banco central de Alemania pronostica que la economía alemana crecerá un 3 % en 2021 y un 4,5 % en 2022 (3,2 % y 3,8 % respectivamente en las proyecciones de junio).

El Bundesbank publicó este viernes sus nuevas proyecciones semestrales macroeconómicas, de crecimiento e inflación, que reflejan el impacto de la pandemia.

La economía alemana se recuperó con fuerza en el tercer trimestre tras la bajada de los contagios y el levantamiento de las medidas de confinamiento.

Pero en el semestre de invierno, de octubre de 2020 y hasta marzo de 2021, la recuperación económica alemana podría desplomarse de nuevo debido al repunte de la pandemia en otoño, aunque no tanto como en primavera de este año.

El Bundesbank prevé que la economía alemana crecerá un 1,8 % en 2023.

Por ello "el producto interior bruto (PIB) alcanza de nuevo el nivel anterior a la crisis a comienzos de 2022" con la contribución de las exportaciones por la recuperación económica de socios comerciales importantes, según el informe de previsiones del Bundesbank.

El consumo privado sigue muy influido por la pandemia y por ello en el primer semestre de este año el gasto del consumidor ha caído mucho en comparación con sus ingresos disponibles.

La cuota de ahorro ha subido mucho de forma "involuntaria", según una encuesta del Bundesbank, en la que la mitad de los encuestados dijeron que han reducido su consumo por falta de productos y servicios, que no estaban disponibles debido a las medidas de confinamiento.

Para un tercio de los encuestados el motivo del ahorro fue "el temor a un contagio", mientras que el miedo a perder el empleo y no tener ingresos tuvieron menor importancia.

"Si a partir de primavera de 2021 se supera la pandemia mediante soluciones médicas sucesivas, el ahorro involuntario perderá peso" y el consumo privado se recuperará de forma "muy dinámica" y contribuirá al crecimiento económico, según el Bundesbank.

El mercado de trabajo ha seguido robusto durante la pandemia gracias a medidas de apoyo público como el trabajo a jornada reducida ("Kurzarbeit") y cierta recuperación en verano tras la apertura de la economía.

El Bundesbank revisa también fuertemente a la baja sus previsiones de inflación hasta el 0,4 % en 2020 (0,8 % en los pronósticos de junio), tras la caída de los precios de la energía y del IVA en Alemania en el segundo semestre.

Pero revisa al alza los pronósticos de inflación para el próximo año, hasta el 1,8 % (1,1 % pronosticado en junio), y a la baja para el 2022 hasta el 1,3 % (1,6 % anterior).

La inflación subyacente, que descuenta los precios de la energía y los alimentos porque son más volátiles, baja este año, pero repunta en 2021 y 2022.

El Bundesbank también pronostica que Alemania tendrá este año un déficit del 5 % del producto interior bruto (PIB) (superávit del 1,5 % en 2019) y un endeudamiento del 70 %, por los estabilizadores automáticos que ha aplicado el Gobierno alemán, pero los próximos años las finanzas públicas mejorarán con la recuperación económica y la retirada de las medidas de apoyo público por la pandemia.

 
Noticias relacionadas

    No se ha podido acceder al contenido, vuelve a intentarlo más tarde.
PUBLICIDAD
<< >> Octubre 2022
L M X J V S D
          1 2
3 4 5 6 7 8 9
10 11 12 13 14 15 16
17 18 19 20 21 22 23
24 25 26 27 28 29 30
Búsqueda por días
Introduce la fecha
PUBLICIDAD