18-12-2020 / 13:21 h EFE

La Audiencia Provincial de Sevilla ha condenado a once años y un día de cárcel a un hombre que abusó de su hija preadolescente con la excusa de que quería "enseñarle" a tener sexo, hasta el punto de que en uno de los episodios, en una playa de Chipiona (Cádiz), le dijo: "¿No quieres novio? Pues toma novio".

La Sección Cuarta de la Audiencia sevillana, en una sentencia a la que ha tenido acceso Efe, considera a R.M.M.R. culpable de un delito continuado de abusos sexuales con acceso carnal a menor de edad y, además de la pena de prisión, le prohíbe acercarse a menos de 500 metros o comunicarse con su hija durante dieciocho años.

El acusado ya había sido condenado antes por un delito de amenazas en el ámbito familiar y la niña tenía doce años en el momento de los hechos, según refleja la sentencia, facilitada por la oficina de comunicación del Tribunal Superior de Justicia de Andalucía (TSJA).

La Sala da total credibilidad a la niña y considera probado que el procesado quería "satisfacer de forma habitual sus deseos sexuales" y aprovechó el régimen de visitas que le correspondía con ella y su hermano entre mayo y agosto de 2017 y "los momentos de las noches" en que se quedaba a solas con su hija en la vivienda que ocupaba ilegalmente.

Según el tribunal, R.M.M.R. advertía a su hija de que "no podía contar a nadie lo que le hacía", porque "si no, él iría a la cárcel y su madre los mataría a los dos".

La niña desveló todo a su progenitora el 4 de septiembre de 2017 para "evitar seguir visitando a su padre" y ese mismo día, tras formular la denuncia, la madre la llevó a una exploración que reveló los abusos.

 
Noticias relacionadas

    No se ha podido acceder al contenido, vuelve a intentarlo más tarde.
PUBLICIDAD
<< >> Mayo 2022
L M X J V S D
            1
2 3 4 5 6 7 8
9 10 11 12 13 14 15
16 17 18 19 20 21 22
23 24 25 26 27 28 29
30 31          
Búsqueda por días
Introduce la fecha
PUBLICIDAD