28-12-2020 / 15:50 h EFE

El Gobierno alemán parte de la base de que deberán prolongarse las drásticas restricciones en la vida pública, establecidas hasta el 10 de enero, a la luz del alto número de contagios y víctimas mortales que se siguen registrando.

En los últimos días las cifras de contagios han sido algo más bajas que las notificadas una semana atrás, pero hay que tener en cuenta que durante los festivos navideños se hicieron menos test y no se computaron al completo los datos de todos los departamentos, indicó la viceportavoz del Gobierno, Ulrike Demmer.

"Me temo que el 5 de enero, cuando nos volvamos a reunir, tendremos que optar por mantener el parón actual", afirmó por su parte el ministro de la Cancillería, Helge Braun, en declaraciones al canal informativo ntv.

Ese día está prevista una reunión entre la canciller Angela Merkel y los líderes regionales, la pimera desde la que mantuvieron a mediados de diciembre y en la que se acordó implantar las actuales restricciones al menos hasta el 10 de enero.

Desde algunos "Länder", a los que compete la implementación de esas medidas, se ha avanzado ya la disposición a mantener las restricciones en vigor.

Desde el 16 de diciembre están cerrados los comercios no esenciales -siguen abiertas tiendas de alimentación y demás productos de uso diario, ópticas y ortopedias, farmacias, bancos, correos, gasolineras y, en algunos estados, las librerías.

A principios de noviembre habían quedado cerrados ya el ocio nocturno, la vida cultural - desde museos a salas de conciertos, cines y teatros- y la gastronomía -bares y restaurantes solo pueden vender desde entonces comida para llevar-.

Colectivos de docentes han expresado asimismo sus dudas respecto a que pueda reanudarse la actividad escolar presencial, tras unas vacaciones navideñas prolongadas a tres semanas y media -en lugar de las dos habituales-.

A LA ESPERA DEL CÓMPUTO POST-NAVIDEÑO

Las autoridades alemanas reportaron este lunes 348 víctimas mortales del coronavirus en 24 horas, con lo que se rebasó la franja de los 30.000 fallecidos con o por la covid-19 en la pandemia, al alcanzarse un total de 30.126 muertos.

Según el Instituto Robert Koch (RKI), el número de contagios verificados en 24 horas fue de 10.976. El propio RKI, competente en la materia en el país, ha venido advirtiendo estos días de que sus cifras en estos festivos pueden no reflejar la evolución real.

El máximo de contagios en un día (33.777) se registro el 18 de diciembre, mientras que el de fallecidos se reportó el pasado miércoles, 962.

En los tres festivos navideños consecutivos, más el domingo, el cómputo fue parcial, por lo que se temen cifras de nuevo muy altas a mediados de semana.

El total de positivos en toda la pandemia en Alemania se sitúa en 1.651.834 -de los cuales 1.255.700 son pacientes recuperados-.

La incidencia acumulada en siete días, por 100.000 habitantes, se sitúa en 157,8 casos -el máximo se marcó el martes pasado, con 197,6-. Este descenso se atribuye también a la ralentización en el cómputo de datos propia de estas festividades.

A partir de los 50 casos semanales por 100.000 habitantes se considera zona de riesgo, según los criterios del RKI.

 
Noticias relacionadas

    No se ha podido acceder al contenido, vuelve a intentarlo más tarde.
PUBLICIDAD
<< >> Octubre 2022
L M X J V S D
          1 2
3 4 5 6 7 8 9
10 11 12 13 14 15 16
17 18 19 20 21 22 23
24 25 26 27 28 29 30
Búsqueda por días
Introduce la fecha
PUBLICIDAD