25-08-2022 / 0:40: h EFE

El presidente del Gobierno español, Pedro Sánchez, escuchó este miércoles a las organizaciones surgidas del acuerdo de paz entre el ejecutivo colombiano y las FARC y pidió que el dolor y la tragedia sufrida durante décadas de conflicto no se normalicen ni se olviden.

Sánchez recibió varios capítulos del recién publicado informe final de la Comisión de la Verdad, en la que se habla de 500.000 muertos y más de 8 millones de víctimas, por lo que aseguró que "este dolor, esta tragedia, no puede normalizarse, no puede olvidarse".

Durante su visita a Colombia, Sánchez estuvo en el Centro Nacional de Memoria Histórica (CNMH), donde fue recibido por la directora de la Unidad de Búsqueda de Personas Desaparecidas (UBPD), Luz Marina Monzón; el presidente de la Jurisdicción Especial para la Paz (JEP), Eduardo Cifuentes, y el presidente de la Comisión de la Verdad, el padre Francisco de Roux.

Sánchez aseguró que Colombia "acaba de estrenar un futuro donde la paz es posible" y remarcó que "el Gobierno de Gustavo Petro y (la vicepresidenta) Francia Márquez es un Gobierno que reconoce el dolor provocado por la violencia y también el olvido por la negación".

"Es un Gobierno que sabe que para que un país no habite el silencio tiene que recoger las voces de todas y todos", dijo Sánchez, que confió en que por fin haya "lugar para todas las víctimas" y "para la verdad".

Además, se mostró identificado con estos procesos, asegurando que la ley de memoria democrática presentada por su Gobierno bebe de muchos de los aspectos del acuerdo de paz colombiano, ya que pone a las víctimas en el centro, busca justicia y la no repetición.

"La memoria democrática no es otra cosa que mirar de frente al pasado con plena transparencia, con plena voluntad de cerrar heridas y de reencontrarnos, mirarlo de frente, darle voz para construir el futuro sobre unas bases sólidas de reconciliación, de justicia, de dignidad", destacó el presidente del Gobierno español.

Sánchez también recibió un cilindro de cristal con arena de Soacha, un municipio vecino a Bogotá de donde salieron gran parte de los mal llamados "falsos positivos", jóvenes que fueron engañados con ofertas falsas de trabajo y asesinados por el Ejército que los hacía pasar por bajas guerrilleras, en uno de los capítulos más atroces del conflicto armado colombiano.

La JEP, la UBPD y la Comisión de la Verdad, que finaliza este mes su mandato, presentaron al presidente sus logros y este les dio un firme espaldarazo, retirando que apoyará a Colombia en su búsqueda de paz.

Sánchez acabó citando una de las frases más célebres de la vicepresidenta Márquez, quien fue invitada al acto pero no asistió para atender un acto con comunidades afro en Tumaco, en el sur del Pacífico, reclamando que "vivir sabroso es vivir en paz".

 
Noticias relacionadas

    No se ha podido acceder al contenido, vuelve a intentarlo más tarde.
PUBLICIDAD
<< >> Febrero 2023
L M X J V S D
    1 2 3 4 5
6 7 8 9 10 11 12
13 14 15 16 17 18 19
20 21 22 23 24 25 26
27 28          
Búsqueda por días
Introduce la fecha
PUBLICIDAD